Retorno

Del humor al drama: ‘Martes y Trece’ vuelven con sus luces y sombras a la televisión

Los legendarios Martes y Trece vuelven a televisión en el especial que ha preparado el programa 'Lazos de Sangre'

Martes y Trece
Martes y Trece / Gtres
  • LOOK

Primero fueron dos que querían hacer reír, se unieron a un tercero y formaron el trío humorístico para luego volver a ser dos, el dúo más famoso durante dos décadas en España. ‘Martes y Trece’ fue sinónimo de humor, espectáculo y cita en Nochevieja para los españoles entre 1978 y 1997, año en el que la pareja artística formada por Millán Salcedo y Josema Yuste se separa para siempre. Tras una borrachera de éxito, siguieron caminos separados y esta noche vuelven a televisión en el especial que ha preparado el programa ‘Lazos de Sangre’, después de más de veinte años apartados de TVE, la casa que los vio nacer, cuando aparecer en la tele suponía que te vieran 40 millones de personas.

Si su separación, cuando aún el éxito los acompañaba, no estuvo exenta de polémica, sus inicios fueron casi por casualidad, como a veces aparecen las mejores cosas en la vida. Ocurrió cuando Millán Salcedo coincide con Fernando Conde durante el servicio militar en Santander, de obligatorio cumplimiento en España hasta diciembre de 2001.  Ambos tenían ganas de divertirse, hacer el ganso y, sobre todo, conseguir la risa de los demás. Allí nacieron las dos primeras patas del trío que luego se completó con Josema Yuste, una vez coincidieron los tres en la Escuela de Arte Dramático en Madrid. Un día en el que se animaron a buscar trabajo, les pidieron en el local que improvisaran algo, les vio el cantante Miguel Bosé y comenzó la historia de estos humoristas que marcaron a una generación en España, con su imitaciones y parodias inolvidables.

Martes y Trece / Gtres
Martes y Trece / Gtres

Debutaron con José María Iñigo, el presentador de moda entonces, allá por 1978. Fue verlos improvisar en un pasillo de los estudios y darles la oportunidad. Repitieron hasta cuatro veces más y la gente se quedaba siempre con ganas de Martes y Trece. Políticamente incorrectos, trajeron la frescura de parodias de lo cotidiano y llegaron a crear su propio vocabulario de palabras imposibles. En 1985 llegó la noche que hizo historia en la televisión en nuestro país y con su actuación, el dúo (Fernando Conde ya había decidido dejar ese mismo año el grupo para dedicarse al teatro) consiguió que todos hablaran de Móstoles, Encarna Sánchez y las empanadillas al día siguiente, al parodiar a la famosa locutora y su programa de radio “Encarna de noche”. Después llegaron muchas más éxitos y risas que convirtieron la gala de Nochevieja – la cadena pública les encargó durante varios años el especial del último día del año- en una cita ineludible con Martes y Trece. “A por Uvas” “¡Fíjate!” “Venga el 91!” ”El 92 Cava con todo” o “Emisión Imposible” fueron algunos de los espacios para despedir el año de la mano de este dúo de grandes cómicos que tanto nos hizo reír. Inolvidable la entrevista que en el olímpico 1992 para España, Josema y Millán realizaron a Madonna, una de las más esperpénticas que probablemente le hayan hecho nunca a la superstar americana.

El cansancio hizo mella en el dúo y fue Salcedo quien decidió romper tras quedarse en blanco durante una actuación en Sevilla. Algo no iba bien. ¿Demasiado éxito? Ingresó 40 días en una conocida clínica de descanso de Marbella, aquejado de estrés agudo. Él mismo se le explicó a Bertín Osborne en la entrevista que el dúo concedió al programa “Mi casa es la tuya” hace casi 4 años: “Me dio un surmenage (síndrome de estrés prolongado relacionado con el desgaste profesional).  Allí (en la clínica-hotel) me curé divinamente. Lo superé y decidí cortar con todas las cosas que me hacían daño, como las compañías que tenía, la adicción al tabaco y ‘Martes y Trece’; para mí era demasiado, así que decidí que cortaba y corté”. Millán, la mitad, el cincuenta por ciento de Martes y Trece, estaba roto.

Martes y Trece / Gtres
Martes y Trece / Gtres

Pese a que tenían contrato firmado con TVE hasta 2002 decidió cortar de raíz y el dúo desapareció. Salcedo cree que su compañero Josema nunca lo entendió, aunque el propio Yuste reconoció en la misma entrevista televisiva con Bertín que estuvieron sometidos a demasiada presión: “Ya no sabíamos que hacer para seguir siendo graciosos. Millán estaba muy agobiado; yo, por mi carácter, a lo mejor aguanté mejor la presión, pero también estaba afectado, no podía más, necesitaba aire”. Cree que lo dejaron cuando aún estaban en un buen momento y que, quizá, hubieran empezado a bajar de haber seguido. Para Millán fue una decisión por “salud mental”, según su propio testimonio.

Este lunes vuelven a TVE en el documental de ‘Lazos de Sangre’ en el que se revivirán sus años de éxito, de empanadillas y burgalós con Pantoja y Encarna y de tantas y tantas otras parodias, las luces y sombras de este dúo irrepetible que sigue con sus actuaciones por separado.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias