Separación de bienes

El suculento patrimonio que se tienen que repartir Susanna Griso y Carles Torras

La ya expareja ha empezado los movimientos para dar por zanjado un matrimonio de 23 años en los que han acumulado una gran cantidad de bienes.

  • LOOK

La suya fue sin duda una de las rupturas más inesperadas del final de 2020. Susanna Griso y Carles Torras ponían fin a más de dos décadas de matrimonio por sorpresa. Aunque desde su entorno se habla de una pausa temporal, lo cierto es que ambos ya están dando todos los pasos pertinentes para poner el punto y final. Los conocidos como últimos flecos, que no son otros que el reparto del patrimonio que han ido acumulado durante estos 23 años juntos.

Susanna Griso, Carles Torras
Susanna Griso y su marido, Carles Torras, dando un paseo por las calles de Madrid / Gtres

No son pocos los bienes de los que la expareja ha disfrutado, sobre todo de inmuebles. Ha sido la revista ‘Lecturas’ la que ha disgregado todos en su edición de este miércoles. Algo que es prioritario saber es que tienen varias propiedades a nombre de los dos pese a que cuando se casaron en 1997 lo hicieron en régimen de separación de bienes.

El primer movimiento que dieron tuvo lugar una semana antes de salir a la luz su ruptura y fue extinguir ‘Octubre Media S.L.’, la empresa que formaron juntos en 2008 y que tenía a Susanna Griso como administradora única. El último ejercicio económico conocido arrojó pérdidas de 297 euros y, en 2018, el activo de la empresa superaba los 233.000 euros. A esta compañía ya liquidada hay que sumarle una plaza de garaje que compraron allí.

Tanto Griso como Torras gozan de ingresos monetarios considerables ya que es una de las periodistas más cotizadas de Antena 3, gracias a ‘Espejo Público’ y a una larga trayectoria. Por su parte, él es escritor y productor de varios programas importantes. Resolver el obstáculo de la separación de bienes es el último obstáculo antes de desligarse de manera definitiva. Y esto pasa por ver qué pasará con las casas de gran cuantía económica y emocional que tienen en Barcelona, la Cerdanya, Platja d’Aro, Madrid y Ávila.

La primera propiedad conjunta la compraron en el año 2006, justo cuando la presentadora dejó de conducir los informativos de Antena 3. Se trataba de un coqueto piso de 74 metros cuadrados en la capital catalana, muy próximo a la inmensa Sagrada Familia. A su lado, unieron otro que el marido de Susanna Griso había heredado cinco años antes. Torras decidió darle una pequeña parte de la titularidad a su esposa. Allí vivieron los primeros años de matrimonio.

La periodista Susanna Griso con su marido, Carles Torras y sus dos hijos /Gtres
La periodista Susanna Griso con su marido, Carles Torras y sus dos hijos /Gtres

La feliz pareja cogió el puente aéreo casi un lustro después y desembarcó en Madrid. Era el año 2010 cuando se hicieron con un espectacular chalé en Alcobendas de 315 metros cuadrados al que no le faltaba de nada: dos plantas, garaje, sótano y un gran jardín ideal para ver crecer a sus hijos. Este ha sido su hogar durante los últimos diez años.

Durante este periplo ambos quisieron invertir en la Costa Brava y pidieron una hipoteca de 630.000 euros para comprarse un dúplex en la mejor zona de la gerundense Platja D’Aro. La vivienda consta de 126 metros cuadrados en los que destacan los 63 m2 de la terraza. Además, cuenta con dos plazas de garaje y trastero. Su hipoteca finalizada en 2044 y el precio del inmueble es de 858.000 euros. En 2015 llegó la compra de una casa de 150 metros cuadrados y dos pisos en Bolvir (Cerdaña).

 

Destaca especialmente la compra de tres viviendas que hizo Susanna Griso en solitario el pasado mes de septiembre en la localidad abulense de las Navas del Marqués. Según ‘Lecturas’, la presentadora pidió tres hipotecas por valor conjunto de 450.000 euros a liquidar en un plazo de 15 años. Al margen de los inmuebles están las herencias que ambos han recibido y otros bienes personales. Ahora falta por ver si la separación es amistosa, tal y como se esgrime desde su círculo más íntimo, o por el contrario es necesario que medie la justicia. Adiós a 23 años de matrimonio.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias