El sorprendente cambio de Rocío Flores tras su último retoque estético

Rocío Flores continúa con su transformación física para convertirse en su mejor y más atractiva versión.

  • LOOK

Cuando se cumple un año del comienzo de la aventura que le cambió la vida para siempre, Rocío Flores ha sorprendido con un nuevo retoque estético. ‘Supervivientes’ no fue solo el concurso en el que se descubrió como personaje del panorama social, sino también el escenario en el que empezó una transformación física que parece no haber terminado. A sus 24 años, la hija de Rocío Carrasco y Antonio David Flores no tiene nada que ver a su versión de febrero de 2020 y desde este martes mucho menos, pues ha mostrado al mundo su nuevo rostro.

La joven se ha sometido a una de las intervenciones estéticas más demandadas del momento, la bichectomía, una cirugía en la que se extirpan las bolas de Bichat, un tejido graso encapsulado que se encuentra debajo de los pómulos, con cuya eliminación se consigue un rostro más anguloso y definido, algo de lo que ya puede presumir. Ha sido la clínica en la que se ha hecho el tratamiento la que ha compartido en su perfil de Instagram el antes y el después de Rocío, de lo más sorprendente.

Rocío Flores
El rostro de Rocío es mucho más anguloso / Instagram

Poco a poco, la nieta de Rocío Jurado está esculpiendo su cuerpo a su gusto. Todo comenzó con una considerable bajada de peso, de 16 kilos, durante el concurso que ha aprovechado para potenciar su belleza al máximo. Si algunas personas cogieron algún kilo de más durante el confinamiento, ella no se descuidó ni un segundo y continuó cuidándose, haciendo deporte y comiendo sano, para una vez se pudo salir de nuevo someterse a tratamientos como la maderoterapia, al que también es asidua Cristina Pedroche.

Rocío Flores
Rocío Flores ha cambiado radicalmente en un año / Gtres

Y aunque el resultado se acaba de descubrir, lo cierto es que Rocío se puso en manos de los médicos hace tres meses. ¿Cómo lo ha ocultado? Gracias a la mascarilla, que se ha convertido en su mejor aliada durante esas semanas de curación. Ni siquiera la pasada semana, en la que estuvo en Madrid apoyando a la mujer de su padre, Olga Moreno, con motivo que su comparecencia ante el juez por la demanda de su madre, Rocío Carrasco, se le notó nada. Un viaje a Madrid que seguramente aprovechó para visitar la clínica en la que se hizo el retoque, pues se encuentra en la capital.

Rocío Flores
Rocío Flores y su tía, Gloria Camila, por las calles de Madrid / Gtres

No es el único tratamiento estético que Rocío Flores se ha hecho en estos días. Este mismo martes, poco después de sorprender a todos sus fans con su nuevo rostro acudía a su centro de estética de confianza con un motivo doble: hacerse la depilación láser y hacerse su sesión semanal de maderoterapia, con la que se puede llegar a lograr una reducción en la celulitis.

Rocío Flores
La maderoterapia es el tratamiento favorito se Rocío / Gtres

Pero el cambio de Rocío Flores no solo se limita a su físico y es que en el exterior también luce diferente. Sus cejas y su maquillaje también es distinto al de hace un año, igual que su vestuario. No solo porque la ropa de entonces le estará grande, sino porque las prendas que tiene ahora son más sofisticada: bolsos de lujo, vestidos, faldas y zapatillas para todos los gustos y colores. Sin duda, puede estar orgullosa de estar más guapa que nunca y, lo que es más importante, más feliz y es que tiene a su alrededor muchísima gente que la apoya y la quiere.

Lo último en Actualidad

Últimas noticias