Pazo de Meirás

EXCLUSIVA | ¿Dónde están los enseres desaparecidos del Pazo de Meirás? Jimmy Giménez-Arnau responde

El periodista confirma que hay objetos que los Franco ya habían sacado de allí hace cuatro décadas

  • LOOK

Fue el pasado viernes 4 de diciembre cuando la juez de Primera Instancia número 1 de A Coruña, Marta Canales Gantes, dictó un auto en el que designa al Estado depositario de «todos los bienes muebles y elementos accesorios» que forman parte del Pazo de Meirás, aunque aceptaba permitir «la retirada de aquellos objetos de estricto uso personal o que, por sus características, nada aporten a la significación del pazo como Bien de Interés Cultural». Y ponía como plazo para devolución del complejo el jueves 10 de diciembre a las 11 de la mañana. Así se ha cumplido. Jaime Martínez-Bordiú se encargaba de hacer entrega de las llaves, un año después de la exhumación de los restos de su abuelo, Francisco Franco.

Jimmy Giménez-Arnau ha respondido a todas las incógnitas sobre los objetos del pazo de Meirás/Gtres
Jimmy Giménez-Arnau ha respondido a todas las incógnitas sobre los objetos del pazo de Meirás/Gtres

Los Franco se han tenido que desprender de uno de sus tesoros inmobiliarios, donde han celebrado tantas fechas importantes y donde además han pasado innumerables veranos. Precisamente fue allí donde Jimmy Giménez-Arnáu se casó con Merry Martínez-Bordiú el 3 de agosto de 1977, una de las veces en las que estuvo en el pazo. Pero fueron suficientes para que el periodista hable de parte del inventario del lugar que, según publicó el diario La Razón, los Franco pretendían sacar con una flota de «entre 30 y 50 camiones». Ya lo dijo Giménez-Arnau en una de sus participaciones en ‘El programa de Ana Rosa’: muchas de las pertenencias ya no estaban en el pazo.

Y así lo ha confirmado en exclusiva a Look: «Estaban esperando a entregarlo con lo mínimo posible. Arrasan con todo». «A mí me quitaron a mi hija, llevan todo lo que pueden y sustraen todo lo que niegan. Estoy convencido de que se han llevado lo que han podido, y que tenga valor. Han dejado 2 ó 3 cosas para demostrar que todavía queda algo», asegura. Y recuerda perfectamente cómo en una de su estancias en el complejo gallego observó que ya se habían llevado un auténtico tesoro literario: la biblioteca de Emilia Pardo Bazán donde, según recuerda, «solo vi guías de Benidorm».

El tertuliano ha confirmado que muchos de los objetos ya no están en el pazo en un alarde "de soberbia" de los Franco/Mediaset
El tertuliano ha confirmado que muchos de los objetos ya no están en el pazo en un alarde «de soberbia» de los Franco/Mediaset

Según él, estos enseres que ya no están en el pazo no tienen ningún valor sentimental para quien fuera su familia política. Haber sacado algunas pertenencias de allí es «un acto de soberbia para demostrar que siguen vivos cuando nadie se acuerda de ellos (…), son los únicos descendientes de un dictador que continúan viviendo en el país en el que su abuelo fue mandatario, y eso no ha pasado en otro lugar del mundo, podían exiliarse y dejarnos en paz, que ya han trincado mucho durante 40 años».

El tertuliano tiene claro que el pazo vale más para Galicia que para los Franco y es tajante a la hora de decir que «hay que devolvérselo a los gallegos porque les pertenece».

¿Dónde están los enseres que faltan?

El exmarido de Merry Martínez-Bordiú admite que «nunca» se sabrá qué ha pasado con los enseres que faltan de la finca gallega que ya está en manos del Estado. «Creo que las han vendido a nostálgicos del franquismo, imbéciles hay a montones», ha dicho antes de manifestar que los hermanos «ni se hablan ni se entienden». Una afirmación que ha argumentando haciendo referencia a la unión que han tenido en momentos puntuales como fue la exhumación de Franco -el 24 de octubre de 2019- y al último movimiento que han hecho sobre el pazo. «Les han volado una fortuna de 8 ó 10 millones de euros, y como son unos avaros, eso les ha unido».

El papel de los hermanos Martínez-Bordiú

Mientras que durante la exhumación de Franco fue su nieto Francis Franco quien ejerció de portavoz de la familia, en esta ocasión el elegido ha sido su hermano Jaime. El pequeño de los hermanos Martínez-Bordiú se encargó de hacer entrega de las llaves del pazo, un detalle que no ha pasado por alto quien fuera su cuñado. «Han elegido al más tonto. Una persona como él que ha sido declarado como maltratador de mujeres. Debería estar en la Patagonia y no volver nunca más». -La Audiencia de Barcelona condenó a un año de prisión a Jaime Martínez-Bordiú Franco en el año 2010 por un delito de maltrato a su exnovia, Ruth Martínez, por unos hechos que tuvieron lugar en Mijas en 2007-.

Jaime Martínez-Bordiú ha sido el encargado de entregar las llaves del pazo/Gtres
Jaime Martínez-Bordiú ha sido el encargado de entregar las llaves del pazo/Gtres

Para Jimmy, cada uno de los hermanos desempeña un papel y tiene una forma de ser. Según él, Francis «ha intentado vivir siempre de los recuerdos del abuelo, un señor que ha dejado a la clase media chilena por una urbanización que montó allí y que además debería cuidar su halitosis». Mientras que Carmen «se dedica a sus historias eróticas» y su silencio en los últimos años se debe a que «ya tiene lo que ha querido que es ser duquesa de Franco».

697 objetos

El 11 de noviembre la comitiva judicial entró en Meirás para fotografiar y grabar los jardines y todas las estancias. Según publica El País basándose en la declaración de un abogado de las Administraciones personadas, en el pazo deberían permanecer todos los objetos de su propietaria inicial, la escritora Emilia Pardo Bazán, así como todos los que embellecieron después de la que fue residencia de verano de los Franco. El inventario, realizado por dos arquitectos, un arqueólogo y una historiadora de arte que trabajan como técnicos en la Consellería de Cultura de la Xunta, hay un listado de 697 objetos considerados relevantes para la integridad de este bien de interés cultural que es considerada la finca.

El pasado 11 de noviembre se realizó el inventario del pazo por parte de tres técnicos de la Xunta de Galicia/Gtres
El pasado 11 de noviembre se realizó el inventario del pazo por parte de tres técnicos de la Xunta de Galicia/Gtres

El registro ocupa 163 páginas, elaboradas tras el estudio de 1.021 fotografías y 80 archivos de video donde aparecen lujosos regalos oficiales hechos al dictador, antigüedades de la época romana, pilas bautismales románicas, toalleros, ánforas fenicias, porcelanas, relojes, retablos, cuadros, tapices o armas antiguas.

Eso sí, los peritos no han abierto armarios ni cajones y no han tenido en cuenta pertenencias de uso cotidiano como ajuares, ropas y objetos de uso personal. De hecho, tampoco desempaquetaron alfombras y tapices que encontraron amontonados en varias estancias de la casa. Y eso que algunos de estos elementos llevaban la marca de la Real Fábrica de Tapices, pero en las imágenes solo se ven protegidos por plásticos o lienzos.

La juez ha dado un plazo de 20 días hábiles para que la Administración General del Estado confirme qué bienes pueden ser entregados a los Francos. Solo ellos podrán retirar los que son estrictamente personales y los que no comprometan los futuros usos del pazo que estarán vinculados, entre otros puntos, a reivindicar la figura de la escritora Emilia Pardo Bazán.

 

Lo último en Actualidad

Últimas noticias