CUIDADO DENTAL

3 formatos de pasta de dientes revolucionarios que querrás incorporar a tu rutina

Formatos de pasta de dientes
Una mujer cepillándose los dientes / Gtres

La salud dental es una de las cuestiones que más preocupa a la mayoría de las personas. Una cuestión que va más allá de la higiene y que abarca otros ámbitos como la estética. En un mundo en el que cada vez más se apuesta por un estilo de vida sostenible, esta filosofía esto también ha llegado al cuidado de los dientes y a la higiene bucodental.

De esta manera, en la actualidad, además de los formatos más tradicionales de dentífricos, es posible encontrar nuevas opciones, innovadores y a la vez seguras para el medio ambiente, como geles, aceites o pastillas. Pero, ¿cuál es la efectividad de estas pastas de dientes sostenibles frente a las convencionales?

dientes

Los formatos de pasta de dientes más novedosos

Este digital ha podido contar con la amplia experiencia de la doctora Patricia Bratos, ortodoncista y cofundadora de la Clínica Dental Ferrus & Bratos, que ofrece su punto de vista en torno a los nuevos formatos de dentífrico y sus beneficios para la salud bucodental.

Entre los formatos de dentífricos que se pueden encontrar actualmente en el mercado, destacan tres: pastillas, geles o aceites. Estas opciones resultan especialmente cómodas para lavarnos los dientes cuando no estamos en casa.

Pasta en pastillas

Se trata de pequeñas pastillas, normalmente disponibles en varios sabores, que se pueden masticar para generar una espuma similar al de un dentífrico tradicional. El formato de pasta de dientes en pastillas se presenta como una alternativa más sostenible frente al tubo convencional y resulta cómodo para transportarlo dado su pequeño tamaño.

Respecto a su eficacia contra la placa dental, y basándonos en los organismos odontológicos oficiales, lo cierto es que ninguno avala su uso ni existen actualmente estudios científicos que prueben su eficacia para asegurar una óptima higiene oral. Sin embargo, los dentífricos en forma de pastillas tampoco están expresamente contraindicados. Aun así, un aspecto a tener en cuenta es que muchos de ellos no tienen flúor entre sus componentes. La doctora Patricia Bratos destaca que “por sus beneficios para la dentadura, el flúor está especialmente aconsejado por los dentistas, si bien es cierto que es posible encontrar pastas de dientes certificadas que no lo tienen.” 

dientes

Este tipo de pastillas se suelen presentar como un producto vegano para hacerlo más atractivo ante los ojos del consumidor. No obstante, usan ingredientes bactericidas, que repelen las bacterias que causan caries. Estos componentes resultan muy abrasivos para el esmalte, por lo que su uso continuado y frecuente puede dar lugar a problemas irreversibles de desgaste dental.

Gel de dientes

Este producto suele incluir una mayor cantidad de ingredientes naturales, y es posible elegir entre diferentes sabores más allá del característico de menta de los dentífricos. “Lo cierto es que, no hay ningún estudio que contraste sus beneficios en cuanto al cuidado de la salud bucal a largo plazo, pero es posible usar estos productos en determinadas ocasiones”, concluye la doctora Bratos.

Enjuague en aceite

El enjuague bucal con aceite de sésamo (“oil pulling”) se remonta a hace más de 3.000 años. Consiste en realizar enjuagues con dicho aceite durante unos 20 minutos, tiempo que tarda en cambiar su viscosidad y volverse de una textura lechosa. En los últimos meses se ha podido ver a muchos “influencers” realizar este tipo de enjuagues por los efectos positivos que se le atribuyen, aunque cambiando el sésamo por el coco debido a su contenido en antioxidantes y su sabor.

La Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA), explica que “se consideraba que este enjuague eliminaba las bacterias de la boca e influía positivamente para evitar la colonización de bacterias a otras partes del organismo.”  Sin embargo, durante años se ha considerado una pseudociencia y que su hipotético efecto no era más que placebo. No obstante, también alude a la proliferación de informes que avalan su uso como colutorio para prevenir la aparición de placa bacteriana. La SEPA concluye que el aceite de coco puede llegar a ser un enjuague bucal natural coadyuvante a la limpieza con cepillo y seda dental.

Lo último en Estilo

Últimas noticias