Neutralidad parcial

Las lágrimas de dolor de Isa Pantoja tras la entrevista de Kiko Rivera: «Me dejó en ridículo»

Chabelita vuelve a sacar la cara por su madre y condena "el tono de burla" que empleó su hermano para referirse a una "situación vergonzosa y dolorosa" como los supuestos insultos xenófobos que recibía de Isabel Pantoja y de su hermano Agustín.

  • LOOK

No ha habido que esperar más que unas horas para tener la primera gran reacción a la incendiaria entrevista que Kiko Rivera dio en ‘Domingo Deluxe’. Ha sido Isa Pantoja quien se ha sentado en el plató de ‘El Programa de Ana Rosa’ para valorar todo lo que dijo su hermano: las críticas a su madre, el ultimátum y los supuestos insultos xenófobos que Isabel Pantoja y Agustín Pantoja proferían contra Isa. Muchos frentes abiertos y a cada cual más doloroso.

Isa Pantoja no ha podido contener las lágrimas y reconoce que «no me lo esperaba. La verdad es que lo pasé bastante mal. Sabía que iba a hablar del tema, obviamente, pero lo que vi no me lo esperaba», comienza diciendo. La peruana sorprende al asegurar que tuvo que quitar la entrevista cuando Kiko llegó a la parte de los insultos racistas: «Solamente vi hasta mi parte y lo quité. Lo he pasado mal», afirma, al mismo tiempo que carga contra su hermano: «Ha sido súper duro por el tono, no por lo que cuenta sino sobre todo por el tono que utiliza de burla y me dejó en ridículo». Se siente incluso más dolida con su hermano que antes porque «lo que ha contado de mí, el dolor para mí sigue siendo el mismo, incluso peor porque ahora sé que era consciente y no hizo nada».

Isa Pantoja y Ana Rosa Quintana / Telecinco
Telecinco

Lo que no conocía Isa es que su madre había pensando en quitarle los apellidos: «Yo eso no lo sabía. Yo he tenido peleas con mi madre. Se enfada y suelta lo primero que se le viene a la cabeza y a veces es hiriente, pero hasta ese punto…». Eso sí, no tiene problemas en reconocer que la relación con su tío Agustín es inexistente: «Cuando viene alguien que no le gusta se aparta, como yo. Si yo estoy, si nos cruzamos ni nos miramos y no pasa nada. Lo hemos normalizado. Como si no existiéramos el uno para el otro. Cada uno hace su vida. Ya estamos acostumbrados».

Isa conoce perfectamente tanto a su madre como a su hermano y de primeras busca una posición neutral: «Yo sé perfectamente cómo es mi madre, cómo es Kiko y cómo son los dos. No son iguales, a mi hermano si le aplaudes con esto pues él se sube y cuenta más cosas». Del mismo modo, ve a su madre más débil en este conflicto: «Mi madre tiene mucho carácter, antes era diferente y ahora está encerrada en su casa. No sabe superar las cosas, no superó lo de Paco, no superó lo de la cárcel, se calla las cosas y esto es lo que pasa…

Isa Pantoja: «Se lo debo todo a mi madre»

La colaboradora ha hecho una profunda reflexión sobre las grietas afectivas que ha tenido desde pequeña. «En mi familia no hay valores como tal, no hay respeto». Pero, al igual que ha hecho otras veces, no puede evitar sacar la cara por su madre. «Yo no puedo estar sola. Desde pequeña tengo ese problema. Y no de pareja sino de coger el teléfono y preguntarle a mi madre cómo está. Es la única persona que no me juzga».

Isa cuenta que tiene personas importantes a su lado pero nadie como Isabel Pantoja: «Mi hermano es como un padre pero no ha hecho de figura paterna. Es importante para mí, como lo es Dulce. Pero mi madre es mi madre. Está por encima. Me peleo con ella, me mato con ella porque ella no entiende mi modo de vida y chocamos mucho porque yo no me callo». Respecto a lo de los fans que acudieron a Cantora e Isabel Pantoja los puso a trabajar, Isa dice que «yo lo he visto y se lo he dicho a mi madre, soy consciente de lo que pasa, pero no voy a cuestionarla, no soy capaz de que le pase algo por mi culpa. Mi hermano ha decidido ir un paso más allá y contarlo».

Isa Pantoja y Ana Rosa Quintana / Telecinco
Isa Pantoja y Ana Rosa Quintana / Telecinco

La hija pequeña de Isabel Pantoja insiste en que ella no habría sido capaz de llegar tan lejos y explica cómo proceden cuando están enfadadas: «Cuando ha pasado mi momento del mes, de dos meses, cojo el teléfono, la llamo porque lo necesito pero no hablamos del tema porque no tiene solución y voy a Cantora a llevarle el niño. Ella es feliz con eso y yo también. ¿Qué nos engañamos así? Puede ser, pero egoístamente yo vivo mucho más feliz y más tranquila». Unas palabras repletas de sinceridad y que sacan a relucir la relación tremendamente difícil que la tonadillera ha tenido con sus hijos durante años.

«Si Paco levantara la cabeza, ni mi madre ni mi hermano tendrían campo para correr»

Por último, Isa Pantoja ha querido remarcar su posición de neutralidad en el conflicto entre Isabel Pantoja y Kiko Rivera: «Esto no ha estado bien por ninguno de los dos. Al fin y al cabo es por algo que es Paco que lo hemos tenido presente y que Cantora es el único legado que ha dejado y que lo ha cuidado mi madre. Si Paco levantara la cabeza, ninguno tenía campo para correr». Isa está segura de que «nadie lo ha hecho bien» e insiste en que «cualquier cosa que diga mi hermano yo lo tengo que explicar, pero, si no me meto es porque los quiero a los dos y, en el fondo, si estoy aquí es por mi madre. Todo lo que tengo se lo debo a ella e ir contra eso sería de ser una desagradecida», concluye.

 

Lo último en Actualidad

Últimas noticias