Utilitarios

Nuevo Citroën C3, el coche que se encarga de cuidarte

Citroën C3
El nuevo Citroën C3 es uno de los modelos de la marca francesa que recibe la "Colorterapia"
0 Comentar

Cuidar y responder a las necesidades de las personas en todos los aspectos, desde el confort a la seguridad, es la vocación del nuevo Citroën C3, o al menos así lo asegura la marca gala. Para ello cuenta con la tecnología y la conectividad como elementos clave, incorporando novedades en su categoría como los Airbump o la ConnectedCAM CitroënTM, que es una cámara conectada que permite hacer fotografías de lo que sucede delante del vehículo y subirlas inmediatamente a las redes o archivarlas.

Pero la utilidad de la ConnectedCAM CitroënTM va más allá de su capacidad para conseguir “Me Gusta” o “Retweets”. En caso de accidente, la grabación se activa automáticamente y permite guardar un minuto y treinta segundos de la misma (30 segundos antes y 1 minuto después), lo que puede ser útil para el conductor cuando se produce un incidente, e incluso ser una prueba.

Por su parte, el sistema de navegación Citroën Connect Nav es una muestra de la conectividad al servicio de la seguridad. Este dispositivo, que se puede controlar por medio de la voz o de la pantalla táctil de 7 pulgadas, está asociado a servicios como ‘TomTom Traffic’, que permite a la persona que conduce disponer de información sobre el estado del tráfico y posibles incidencias en tiempo real. Una inmediatez que se extiende, además, a la información del tiempo y a las advertencias sobre zonas de peligro y “puntos negros” para los accidentes. La comodidad no queda en segundo plano, ya que ofrece tanto la localización y los precios de las estaciones de servicio y de los parkings como la búsqueda local de los puntos de interés, como monumentos, hoteles, restaurantes, etc.

Citroen C3

De serie, el nuevo Citroën C3 cuenta con un alto nivel de equipamientos de seguridad y ayudas a la conducción. Ofrece, por ejemplo, la nueva generación de alerta de cambio involuntario de carril, que contribuye a combatir las posibles pérdidas de atención al volante a partir de 60 km/h. Cuando el vehículo supera una línea blanca sin que el intermitente haya sido activado, el controlador del sistema activa una alerta. Unos ‘bips’ sonoros y una señal visual avisan a la persona que conduce cuando supera la línea. Una seguridad en carreteras y vías rápidas que se ve reforzada por el sistema de vigilancia del ángulo muerto, que indica, mediante un pictograma en los retrovisores, la presencia de un vehículo en áreas no visibles desde los espejos.

También de serie, el nuevo Citroën C3 dispone de ayuda a la salida en pendiente (Hill Assist), reconocimiento del límite de velocidad e indicador de descanso recomendado (Coffee Break Alert). Este último previene al conductor cuando llega el momento de hacer una pausa. La alerta se emite tras circular durante dos horas a velocidades superiores a los 65 km/h. Se repite cada hora suplementaria de conducción.

En caso de accidente, urgencia o incidencia mecánica, tenemos la Citroën Connect Box con Pack SOS, que permite a la persona que conduce ponerse en relación con una plataforma de asistencia especializada, al enviar un mensaje corto de manera manual o automática a un centro de recepción y tratamiento de las llamadas, si se activan los airbag. El mensaje incluye la identificación del vehículo, sus coordenadas telefónicas y su localización geográfica precisa, garantizando la llegada de servicios de asistencia de un modo ágil y rápido.

Noticias relacionadas

Categorías

Lo más vendido

Últimas noticias