Deportivos

Mercedes-AMG C63 S Estate, un buen ‘chute’ de adrenalina

Mercedes-AMG C 63 S 1
0 Comentar

Por muchos caballos que tengan, los coches familiares siempre serán coches familiares. Aunque solo sea por su estética, siempre les faltará ese punto de ‘maldad’ que tienen vehículos de otros segmentos. Solo hay que ver el Mercedes-AMG C63 S coupé y su variante Estate, destinada a toda la familia. Las diferencias son más que evidentes. Eso sí, cuando por medio se pone algún preparador podemos echarnos a temblar, porque el resultado puede ser de cualquier índole. Y es precisamente lo que ha sucedido con el familiar de la marca de la estrella, que ha caído en manos de Piecha.

Mercedes-AMG C 63 S 2Para empezar se nos presenta un retoque mecánico que hace del motor de este Mercedes-AMG C63 S Estate algo más interesante todavía. Se mantiene el V8 de 4 litros original, pero los 510 CV que éste anuncia de serie pasan a ser 612. También nos encontramos con un interesante aumento del par máximo, que ahora es de 840 Nm cuando originalmente es de 700. Obviamente, estos retoques tienen su reflejo en el asfalto, ya que el familiar alemán es capaz ahora de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,8 segundos.

Puestos a mejorar el gran punto débil de este tipo de coches, la estética de los familiares que pretenden ser deportivos, Piecha ha arriesgado con una serie de detalles y una decoración para la carrocería que convierten al elegante Mercedes en un híbrido entre un coche de carreras y un coche ‘pureta’, como se les conoce vulgarmente. La carrocería pasa a ser de color negro, tonalidad que se ve interrumpida por dos líneas que atraviesan el coche desde el capó hasta el maletero de colores blanco y rojo. La primera de ellas comparte tonalidad con otras dos situadas en la parte baja de los laterales que bordean las ruedas traseras haciendo el efecto de una bandera de cuadros. No es la decoración que más le pega a un vehículo de este estilo, pero no podemos negar que es bastante llamativa.

Mercedes-AMG C 63 S 3Piecha también ha optado por incorporar una serie de añadidos aerodinámicos para dar un toque extra de agresividad al Mercedes-AMG C63 S. Estos son un nuevo splitter delantero y un nuevo alerón trasero, que además viene en color blanco para ganar notoriedad. El conjunto se completa con unas nuevas llantas de seis radios dobles en color negro a través de las cuales asoman unas pinzas de freno de color amarillo. Como opción en esta preparación, se puede equipar además una nueva suspensión que haga del comportamiento de este familiar algo definitivamente deportivo.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias