Salud

Cáncer linfático, qué es y cuáles son sus causas

El cáncer linfático es un linfoma que se inicia en el tejido linfático.
0 Comentar

Entre los tipos de enfermedades graves, el cáncer linfático es quizás uno de los menos conocidos. Si quieres averiguar de qué se trata y cuales son sus causas más comunes, no te pierdas el artículo de hoy.

¿Qué es el cáncer linfático?

cáncer linfático
El cáncer linfático se genera en los ganglios linfáticos.

El cáncer linfático es un linfoma que se inicia en el tejido linfático y supone una proliferación maligna de linfocitos dentro de los ganglios linfáticos. En ocasiones afecta también a otros tejidos como hígado o bazo. En esta enfermedad, el funcionamiento del sistema inmunitario se ve afectado produciéndose casos de anemia y cambios en las células de la sangre.

Este tipo de cáncer afecta a entre 3-6 personas por cada 100.000 habitantes al año y la edad a la que aparece está torno a los 60 años.

Síntomas del cáncer linfático

Cáncer linfático
La sudoración excesiva y la fiebre son algunos de los síntomas del cáncer linfático
  • Los más significativos son el aumento del tamaño de los ganglios linfáticos en zonas como el cuello, las axilas o la ingles. Se aprecian con tan sólo tocarlos pero no presentan dolor. Si aparecen en zonas menos visibles (ingles, abdomen etc) pueden pasar desapercibidos
  • Fiebre superior a los 38 grados
  • Sudoración excesiva.
  • Pérdida rápida e inexplicable de peso.
  • Agrandamiento del bazo (Esplenomegalia).
  • Picazón generalizada en el cuerpo.
  • Cansancio y fatiga.

¿Cuáles son sus causas?

cáncer linfático
Las personas mayores de 60 años tienen más posibilidades de sufrir un cáncer de este tipo.

Como en casi todos los tipos de cáncer, el linfático no tiene una causa determinante. sin embargo, los expertos señalan diversos factores de riesgo como los siguientes:

  • Personas con edades en torno a los 60 años.
  • Herencia genética.
  • Antedentes familiares con este tipo de cáncer.
  • Ubicación: esta enfermedad es más común en países desarrollados.
  • Radiación y productos químicos como los usados en agricultura.
  • Inmunodeficiencia causada por VIH o adquirida a causa de un trasplante de órganos.
  • Infecciones provocadas por virus y bacterias.
  • Personas con enfermedades autoinmunes.

Tratamiento

cáncer linfático
El tratamiento del cáncer linfático suele ser la quimioterapia, la radiación o la combinación de ambas.

El tratamiento del cáncer dependerá de su tamaño y gravedad. En todo caso se aplican las siguientes terapias:

  • Radioterapia externa en la que se irradian las células cancerosas.
  • También se puede utilizar la quimioterapia en combinación con la radioterapia.

En todo caso un diagnóstico precoz,es la clave para detectarlo y aplicar el tratamiento más adecuado en cada caso.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias