Nutrición

Reducir el precio de la fruta disminuiría las enfermedades del corazón

Frutas y verduras
0 Comentar

Reducir el precio de la fruta disminuiría las enfermedades del corazón. Es una conclusión que se desprende de las sesiones científicas epidemiología/estilos de vida de la Asociación Americana del Corazón. Estas bajadas serían mucho más eficientes contra los problemas cardíacos que todas las campañas publicitarias que se puedan realizar durante los próximos 15 años en los medios de comunicación.

La previsión pasaría por rebajar los precios de verduras y frutas en un 10% hasta 2030. Con esto se conseguiría disminuir la tasa de fallecimientos por enfermedades del corazón y derrame cerebral en un 1%. En total se salvarían entre 64.000 y 69.000 vidas en estos quince años. Sin embargo, si esa reducción alcanzase el 30%, la medida resultaría mucho más eficaz. La tasa de mortalidad disminuiría un 3%, con unas 200.000 vidas salvadas en este periodo de tiempo.

En el caso de realizar una campaña de publicidad en los medios de comunicación promocionando el consumo de verduras y frutas la tasa de fallecimientos llegaría al 0,1%, salvando entre 7.500 y 8.300 vidas. Por su parte, la campaña en medios durante quince años reduciría la tasa un 0,3%, evitando entre 22.800 y 24.800 fallecimientos. Así lo desvela esta investigación que da muestras de lo importante que resulta seguir una alimentación saludable y equilibrada, en donde los vegetales deben estar presentes a diario, con un consumo aproximado de cinco piezas.

Acabar con las enfermedades cardiovasculares

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en Estados Unidos, y en esto influye en gran medida la mala alimentación. Lo adecuado sería que las administraciones implantasen políticas dietéticas más estrictas y eficaces para hacer frente a una carga que afecta cada vez más a los países del primer mundo. El investigador principal y miembro del Imperial College de Londres, Jonathan Pearson Stuttard, reconoce que las dos campañas, tanto la de información y reducción de los precios de verduras y frutas, resultan “herramientas importantes para lograrlo”.

Para realizar las estimaciones, investigadores de la Universidad de Liverpool, de la Escuela Friedman de Nutrición y Ciencias Políticas de la Universidad de Tufts, diseñaron un programa bajo el título de ‘Modelo de Política de Impacto Alimenticio en Estados Unidos’, en donde se tienen en cuenta proyecciones de demografía del país, la ingesta en la actualidad de frutas y verduras, además de la proyectada, y la tasas de mortalidad durante los próximos quince años. Gracias a este modelo se pudo simular los efectos que tenían las distintas políticas en los hábitos diarios de alimentación y el impacto que registrarían los cambios en la enfermedad.

El investigador principal y decano de la Escuela de Nutrición y Ciencias Políticas de la Universidad de Tufts, Darius Mozaffarian, explica que deberían adoptarse en Estados Unidos una serie de medidas que “incrementen la conciencia, la disponibilidad y la asequibilidad de alimentos saludables”, entre los que se encuentran las verduras y frutas. También proponen que de alguna manera realicen políticas centradas en la subvención de este tipo de alimentos, saliendo beneficiados todos los colectivos de la sociedad. Lo que está claro, es que una dieta adecuada y la práctica de ejercicio combaten muchas enfermedades.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias