Mejores series

Comprueba si eres un fanático/a de las series, tanto para lo bueno como para lo malo

10 pensamientos que pasan por la mente de todo seriéfilo

Seriéfilo
10 pensamientos que habrás tenido como buen seriéfilo
Comentar

¿Te gustan las series verdad? No es para menos, y más ahora que estamos viviendo la época dorada de las ficciones televisivas. Todo seriéfilo que se precie es aquel que vive inquieto ante la espera del próximo episodio que va a estrenarse o aquel que no para de mirar una y otra vez el tráiler y la fecha de salida de la siguiente temporada que ansía ver. A continuación os citamos 10 pensamientos que pasan por la mente de cualquier fanático de las series. Si coincides con la gran mayoría de ellos significará que formas parte de esta comunidad.

“No… no puedes dejarme así”

Seriéfilo
El famoso cliffhanger de Breaking Bad que dejó a muchos con el corazón en un puño.

Esta es, probablemente, la frase que más veces pasa por la cabeza de un seriéfilo. La clave para que una serie continúe triunfando en la televisión es que mantenga enganchado al espectador capítulo tras capítulo. Para conseguir este objetivo, los guionistas deben trabajar duramente en los cliffhanger, técnica narrativa que consiste en generar suspense o conmoción para provocar un interés en el espectador que le obligue a ver el resultado en el siguiente episodio o temporada.

“Esta serie es mi favorita” (A los dos meses es otra)

Seriéfilo
¿Cuántos catalogaron la serie de Dexter como su favorita y luego la sustituyó otra con el tiempo?

¿Cuántas veces has pensado o dicho a otra persona que una serie en concreto es tu favorita? Si eres un seriéfilo de verdad significará que siempre estás viendo nuevas ficciones televisivas. Lo malo de esto es que tu “favorita” está permanentemente expuesta a ser superada por otra nueva. Volvemos entonces a formular la pregunta: ¿Cuántas veces has pensado o dicho a otra persona que una serie en concreto es tu favorita, pero la que dijiste la última vez ya no es la misma que ahora?

“¿Qué se ha fumado el guionista?”

Seríefilo
Muchos todavía se acuerdan de la madre y el padre de los guionistas de Perdidos

Si has visto Twin Peaks o Perdidos seguramente habrás pensado esta frase, pero no son estas las únicas series donde parece que los guionistas han perdido el rumbo de lo que estaban contando a los espectadores. De todas formas, hay que romper una lanza en su favor, pues no debe ser nada fácil estar escribiendo una historia y, tras tantos episodios, poder seguir sorprendiendo a la audiencia como al principio de la serie.

“Uf, mejor hago otra cosa mientras veo esta serie”

Seriéfilo
Iron Fist, de Netflix, es un claro ejemplo de serie que se puede ver mientras se realizan otras tareas

Hay dos tipos de series, las que te mantienen enganchando con cada minuto a la pantalla y las denominadas series “de fondo”. Estas series son todas aquellas que debido a sus tramas simples y aburridas el espectador se puede permitir el lujo de estar realizando otra tarea para no sentir que está perdiendo su tiempo. ¿Por qué la sigue viendo entonces? Porque dichas series contienen ciertos elementos que le mantienen enganchando, pero no lo suficiente como para prestar el 100% de sus sentidos.

“¡Qué canción más buena, debo buscarla”

Seguro que a más de uno le ha pasado que ha escuchado varias veces una canción y nunca le ha hecho ni caso, pero es escucharla en una serie que le está gustando y rápidamente va a Youtube a investigar qué canción es y a guardarla en favoritos o en su lista de reproducción para escucharla en repetidas ocasiones en el futuro. He aquí un claro ejemplo:

“Recuerda que hoy no puedes quedar. Toca capítulo de…”

Seriéfilo
Los jueves por la noche para muchos está reservada para ver el siguiente episodio de Cuéntame cómo pasó.

Cuando una persona se convierte en un fanático de las series, estas comienzan a formar parte de sus planes, y es por eso mismo que cada vez que tiene una quedada o cita, antes debe pensar en si ese día no es la fecha fijada para el estreno de una temporada o de un nuevo episodio de la actual serie que está siguiendo.

“¡Por qué tiene que faltar un año para la próxima temporada!”

Seriéfilo
La séptima temporada de Juego de Tronos se ha hecho esperar más que sus antecesoras.

Somos conscientes de que el cliffhanger que va de una temporada a otra es de lo peor que le puede pasar a un seriéfilo, junto a la larga espera que le acompañará durante, como mínimo, diez meses. Lo normal es que una serie tarde casi un año en estrenar su siguiente temporada, pero a veces ocurre que por problemas de guión, casting o cuadrante de fechas, los estrenos se pospongan más de la cuenta, como sucedió con Peaky Blinders, Black Mirror o Juego de Tronos, el caso más reciente.

“Esa tengo que apuntarla en mi lista”

Seriéfilo
Muchos se han abonado a Twin Peaks ahora que ha regresado con su tercera temporada.

Un buen seriéfilo es aquel que se mantiene informado de los futuros proyectos que llegarán a la televisión, ya sea a través de portales especializados o recurriendo a sus amigos/as más enterados en la materia. Una de las vías más convincentes para ver una nueva serie es que la oigas en una conversación y sea entonces cuando te la apuntes.

“Es la última temporada que veo, no voy a seguir” (¡Mentira!)

Seriéfilo
El masoquismo de los fans de The Walking Dead es evidente temporada tras temporada.

¿Cuántas veces nos hemos mentido a nosotros mismos diciéndonos esta frase? Uno de los ejemplos más evidentes de los últimos años es The Walking Dead. Para quienes no lo sepan, esta ficción es la más seguida en la actualidad y a su vez la más criticada. Hay quienes afirman que la mayor parte de la trama de TWD es insustancial, pero aun así la siguen viendo año tras año. ¿Por qué? Imaginamos que por masoquismo, ¿no?

“Tengo que publicarlo en redes sociales, con aviso de spoiler (o no)”

Seriéfilo
Hay quienes son más malvados revelando spoilers que Frank Underwood escalando posiciones hasta sentarse en la Casa Blanca.

El último de los pensamientos que pasan por la cabeza de un seriéfilo es colgar en su muro de Facebook o Twitter un comentario del gran descubrimiento que se acaba de desvelar en la serie que está siguiendo. ¿El problema? Que todo comentario va acompañado siempre de su respectivo spoiler, incrementando el odio de los amigos o seguidores que tenga y no hayan visto todavía ese momento de gran revelación.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias