Buscar pareja

12 consejos infalibles para ligar con alguien de provincias

ligar
0 Comentar

Primera aclaración: los de provincias no somos extraterrestres. De verdad que también ligamos. Y no se nos da tan mal.

Eres de una gran ciudad y te propones conquistar a una víctima que es ‘de provincias’. Pues sigue estos consejos, que no somos tan fáciles de enamorar como crees:

1. Si estás en la fase de conversación pídele que te cuente cosas de su tierra: cuándo son las fiestas, cómo es la gente. En definitiva, qué es lo que le gusta de allí.

2. ¿Estás en la fase de tener la primera cita? Quedarás muy bien si le pides que te lleve a un sitio donde se deguste su comida típica. Y que así te explique en qué consisten los platos.

3. Busca información sobre su ciudad o pueblo: quedarás de cine si dices “he oído hablar de las espectaculares vistas de Ronda. ¡Lástima que no las conozca!”. Y así lo mismo te ganas una excursión.

4. Si tienes dudas de a qué provincia pertenece, google. Apréndete exactamente dónde está. No te pase como a un chico cuando le dije que era de La Rioja: “Que buenos jabones hacéis”. Oía campanas y no sabía donde: nos confudió con La Toja.

5. Si el contrincante es de Teruel o de Logroño…guarda las bromas del estilo “¿De verdad existe esa ciudad?”

6. Aparca los tópicos: “como eres catalán querrás que cada uno se pague la cena”. “En el País Vasco es imposible ligar. Sois muy toscas”. Y seguro que como estos, se te ocurren muchos más. ¡No los sueltes de momento!

7. Indaga sobre su familia y amigos. Les verás poco, pero el fin de semana que vayas, será intensivo. Y prepárate para entender el concepto quintos.

8. Cuidado con los comentarios sobre el clima: “Uffff, en Santander siempre llueve”. Hombre, no es Lanzarote, pero de verdad que también sale el sol.

9. No muestres superioridad por ser de la capital o de una ciudad grande. Madrid está muy bien, pero no es mejor que Cáceres; sólo es diferente.

10. A tu favor, no obstante, tienes la desinhibición de estar en la corte. Quien pierde de vista el campanario de su pueblo…¡se anima!

11. Llévale a sitios especiales o glamorousos. Que sea diferente a lo que pueda estar acostumbrada, por las limitaciones propias de su ciudad. Por ejemplo un restaurante de moda o espectáculo.

12. Pregunta cuánto tiempo lleva en la capital. A ver si son 20 años y tú vas por la calle diciendo: “Mira niña, esto es el metro”.

Buena suerte, darling. ¡A ligar!

Temas

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias