Zumo de aloe vera

zumo de aloe vera
Receta de zumo de aloe vera casero fácil de preparar
Comentar

El zumo de aloe vera es una excelente alternativa de bebida saludable. Con el transcurrir del tiempo, nuevos estudios han descubierto mayores propiedades en esta saludable planta. El aloe vera (también llamada sábila) es una planta muy noble que puede crecer en distintos climas; para su cultivo, no necesita mucha agua o cuidados. Sus beneficios son tan conocidos que hasta se le atribuyen facultades sobrenaturales; en algunos lugares se acostumbra ponerla detrás de las puertas para que absorba las malas energías.

Entre las múltiples propiedades nutricionales de esta planta se puede mencionar su capacidad energética y nutritiva; el aloe vera posee alrededor de 19 aminoácidos esenciales. Estos son fundamentales para estructurar proteínas sin las cuales no se podría formar ningún tejido.

Este saludable ingrediente posee alta capacidad tónica y reconstituyente al ser consumida como bebida, siempre y cuando se le haya quitado la aloína. La aloína es un líquido que segrega y puede generar malestar estomacal.

Ayuda a la curación y prevención de las úlceras, pues posee glucosa y galactosa. Estos polisacáridos evitan el desarrollo del Helicobacter pylori, el cual provoca úlceras gástricas.

Ingredientes:

  • 3 hojas de aloe vera
  • 500 mL de agua
  • 3 cucharadas de miel
  • 1 rodaja de piña (puede ser natural o piña en almíbar)
  • 1 cucharada de jugo de limón

Cómo preparar zumo de aloe vera:

  1. Cortar tres hojas de aloe vera desde su base. Las hojas deben ser de una planta que tenga un mínimo de 2 años. Teniendo mucho cuidado con las espinas, proceder a lavar cada una de las hojas; hay que asegurarse de que no quede ningún resto de tierra o algún otro elemento extraño.
  2. Proceder a secar bien cada una de las hojas previamente lavadas y recortar la punta y la base. Unos tres centímetros de cada extremo serán suficientes. Posteriormente, retirar las espinas que se encuentran a los lados de la hoja de aloe vera.
  3. Retirar la cubierta exterior de uno de sus lados. Luego, con ayuda de una cuchara, extraer el gel interno (también llamado pulpa o cristal).zumo de aloe vera
  4. Lavar el gel debajo de un chorro de agua, escurrir y ponerlo dentro del vaso de la licuadora. Agregar el agua, la miel, la rodaja de piña (opcional para aportar sabor) y el jugo de medio limón para preservar.
  5. Iniciar el proceso de licuado. Se debe licuar tanto como se desee; servir el zumo de aloe vera frío o con cubitos de hielo.

Últimas noticias