Pan y bollería

Bombones rellenos de cereza y licor

Bombones rellenos de cereza y licor
Bombones-rellenos-de-cereza-y-licor1
0 Comentar

Los bombones de chocolate son ya de por sí un placer, pero si además estos van rellenos de unas ricas cerezas o guindas y de licor entonces ya rozan la perfección más absoluta.

¿Pero recordáis cuando de pequeños siempre nos ofrecían bombones y nos decían eso de “Hijo, ese no que tiene licor y eso es malííísimo”? (sí, ésta última palabra se recalcaba y alargaba bastante para que nuestra cabecita procesase que, por lo menos, hasta que no nos fuésemos de casa, no íbamos a poder probarlos. Así, sin exagerar).

¿No os entraban aún más ganas de comerlos? Pues bien, ahora que ya vamos teniendo algo más de edad (que conste que apenas se nos nota…) hemos decidido descubrir el gran secreto prohibido de esos bombones que siempre nos parecían inalcanzables.

Os proponemos una deliciosa receta de bombones rellenos de cereza y licor que, os aseguramos, poco tienen que envidiar a los industriales, convirtiéndose en el detalle idóneo si queréis hacer un regalito a alguien o poner algún dulce extra tras una cena o comida.

¿Vamos con estos bombones rellenos de cereza y licor?

Ingredientes:

Para los bombones:

  • 1 tableta de chocolate negro
  • 1 tableta de chocolate blanco para postres
  • 1 tarro de guindas en almíbar
  • ½ taza de Amaretto
  • Sirope de fresa para decorar

Para el sirope de fresa:

  • 500 g de fresas maduras
  • ½ vaso de agua
  • ½ vaso de azúcar
  • Zumo de medio limón pequeño

Elaboración:

Bombones-rellenos-de-cereza-y-licor2

Comenzaremos poniendo las guindas a macerar en el licor. Es recomendable dejarlas durante todo una noche entera para que se impregnen bien, pero si os urge un poquito el preparar esta receta, dejadlas 4 horas mínimo.

Preparamos el sirope, que al necesitar también algo de tiempo de cocinado, requiere que lo incluyamos en estos primeros pasos.

Bombones-rellenos-de-cereza-y-licor3

Para hacerlo, lavaremos bien las fresas, les quitaremos el tallo y las partiremos en dos.

En un cazo, pondremos a calentar el agua, el azúcar y el zumo de limón. Una vez que se haya disuelto el azúcar y nuestro almíbar rompa a hervir, añadiremos las fresas y dejaremos que cuezan unos 40-45 minutos. Recomendación: En cuanto vuelva a entrar en ebullición, notareis como empieza a crearse una especie de espuma en la superficie, id quitándola con ayuda de una cuchara para que el resultado sea lo más limpio posible.

Transcurrido este tiempo, trituramos con la batidora y pasamos la pasta resultante por una estameña o colador de malla muy fina para eliminar todas las semillas.

Dejamos enfriar y echamos el sirope de fresa en un biberón de cocina de boca fina.

Empezamos con los bombones.

Bombones-rellenos-de-cereza-y-licor4

Partimos uno de los dos tipos de chocolate y los colocamos en un bol. Para fundirlo lo pondremos al baño maría. Recomendación: Podéis usar el microondas para llevar a cabo este paso, pero recordad que tendréis que hacerlo empleando espacios de tiempo cortos (unos 30 segundos) y dejando 1-2 segundos de descanso entre ellos para evitar que se queme.

Bombones-rellenos-de-cereza-y-licor5

Con la ayuda de un pincel daremos una primera capa al molde que hayamos elegido. Es decir, pasaremos el pincel como si estuviésemos pintando la base y las paredes del molde. Doble consejo: Mojad bien el pincel pero sin excederos para que la pincelada de las paredes no escurra demasiado y se condense en la base. Por otro lado, indicaros, que si elegís moldes de silicona con formas, aseguraos de que todas las partes queden bien cubiertas.

Metemos al congelador durante unos 50 segundos, sacamos, le damos una nueva capa y volvemos a meter al congelador otros 50 segundos. Repetimos una tercera vez y cuando los saquemos del congelador, pondremos una guinda en cada uno de los bombones.

Si veis que éstas son demasiado grandes, partidlas por la mitad y poned media en cada uno.

Con una cucharilla de café, cogeremos un poquito del licor en el que han macerado las guindas y lo verteremos en cada bombón. Recordad, una cucharilla por bombón.

Cubriremos echando más chocolate, pero para que el licor se mantenga intacto en su lugar, nos valdremos de una cuchara, la cual llenaremos de chocolate y bajaremos lo más que podamos en el molde (no lo echéis desde muy arriba porque la fuerza con la que caerá, provocará que el licor se extienda más y el chocolate penetre hasta el fondo), con un suave movimiento la giraremos y dejaremos caer el chocolate de una sola vez.

Una vez tengamos todos los bombones, metemos al congelador durante unos 10 minutos y, tras este tiempo, sacamos, desmoldamos y reservamos en un lugar donde no haga demasiado calor.

Repetiremos el proceso con la otra variedad de chocolate.

Solo faltará decorar nuestros bombones rellenos de cereza y licor con el sirope de fresa y servirlos. Consejo: Antes de echar el sirope por encima, aseguraos de que éste está lo suficientemente frio como para no derretir el chocolate.

¡Feliz postre!

Resumen
recipe image
Receta
Bombones rellenos de cereza y licor
Fecha

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas recetas