Carne

Pollo con salsa de tomate y pimientos asados

Pollo con salsa de tomate y pimientos asados
Pollo-con-salsa-de-tomates-y-pimientos-asados1
0 Comentar

La receta que os traemos hoy es uno de esos platos de toda la vida, uno de esos que saben a casa y hogar y, en definitiva, uno de esos en los que saboreas cada ingrediente como si fuese único.

Se trata de una elaboración sencilla, fácil, sana y, además, económica, algo a tener muy en cuenta en estas fechas en las que gastamos un poquito más, ¿verdad?

¿Queréis saber ya cual es esta magnífica receta que parece tenerlo todo? Pues se trata ni más ni menos que de un pollo con salsa de tomates y pimientos.

Y es que la carne de pollo posee tantos beneficios que es normal que ocupe un hueco relevante en nuestras cocinas.

Es muy nutritivo, bajo en grasa, contiene vitaminas esenciales, es fuente de proteína (algo esencial para un buen desarrollo muscular y beneficioso en la lucha contra la pérdida ósea), es rico en fósforo (mineral esencial para nuestros dientes y huesos, así como hígado, riñones y sistema nervioso), en selenio (otro mineral favorable para el metabolismo y el sistema inmunológico), tiene una alta cantidad de derivados de la vitamina A (retinol, licopeno y beta-caroteno), y, curiosamente, se dice de él, que su carne concede cualidades antidepresivas a aquel que lo consume, algo debido a su riqueza en triptófano, un aminoácido muy beneficioso en caso de estar algo bajos de ánimo.

¿Podemos pedir más? Pues sí, porque a todas estas propiedades, se une la referente al terreno económico, ya que el pollo es uno de los alimentos más asequibles.

Aunque si os somos sinceros, para nosotros, la mejor de todas ha sido el poder mojar pan en la deliciosa salsa que lo acompaña y que para la cual, hemos elegido dos verduras muy comunes; el tomate y el pimiento.

¿Preparados para “volver a casa por Navidad” con esta receta de pollo con salsa de tomates y pimientos?

Ingredientes:

Para el pollo:

  • 4 cuartos traseros de pollo
  • Romero fresco
  • 1 vaso de vino blanco
  • Pimienta negra molida
  • Sal
  • 2 patatas (opcional)

Para la salsa:

  • 2 tomates grandes
  • 1 pimiento verde
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento amarillo
  • 2 cebollas medianas
  • Aceite de oliva
  • Sal

Elaboración:

Comenzaremos precalentando el horno a 180 grados.

Pollo-con-salsa-de-tomates-y-pimientos-asados2

En una fuente honda echaremos un buen chorro de aceite y colocaremos encima los contramuslos. Usando las manos, los untaremos con algo más de aceite (por ambos lados) y los salpimentaremos. Reservamos.

Pelamos los ajos y les quitamos el bulbo interior para que su sabor no sea tan fuerte. Los ponemos en un mortero junto al romero fresco (bastará un par de ramitas), el vino blanco y dos cucharadas de aceite de oliva. Machacamos bien y cuando esté listo el majado, lo extenderemos, con ayuda de un pincel de cocina, por los contramuslos. Reservamos lo que nos sobre para usarlo posteriormente.

Pollo-con-salsa-de-tomates-y-pimientos-asados3

Lavamos bien los tomates y los pimientos y procedemos a escaldar los primeros. Para ello, haremos un corte en cruz en la parte inferior de cada tomate, pondremos agua en una olla y cuando ésta rompa a hervir, los meteremos y esperaremos a que entre de nuevo en ebullición, los mantendremos unos 40 segundos y sacamos, con mucho cuidado para no quemarnos, con ayuda de una espumadera. Dejamos que los tomates se enfríen para poder pelarlos o, si nos urge, podemos ponerlos bajo el agua fría durante unos segundos.

Pollo-con-salsa-de-tomates-y-pimientos-asados4

Una vez pelados, los pondremos en la fuente junto a los contramuslos y añadiremos los pimientos partidos por la mitad en dos partes grandes.

Pollo-con-salsa-de-tomates-y-pimientos-asados5

Pelamos, lavamos las cebollas y las troceamos. Lo incorporamos al pollo y a las verduras y regamos todo con el resto de majado que habíamos conservado en el mortero.

Metemos al horno durante unos 45 minutos. Vigilando que no se quede seco y echando, de vez en cuando con una cuchara parte del jugo que se ha creado en el fondo.

Transcurrido este tiempo, sacamos la fuente, retiramos todas las verduras y volvemos a meter al horno pero esta vez con la opción del grill para tostar la parte superior del pollo. Bastará con unos 5 minutos.

Mientras, trituraremos las verduras con la batidora y pasaremos el resultado por el pasapurés para obtener una salsa más suave y fina.

Cuando los contramuslos estén doraditos, los sacamos y vertemos parte de la salsa sobre ellos, dejando otra cantidad para que cada uno se sirva según gusto.

Y ya tendremos listo este riquísimo pollo con salsa de tomates y pimientos.

Sugerencia: Podéis añadir como acompañamiento unas patatas que podréis incorporar a la fuente (una vez partidas) para que se hagan con el resto de ingredientes o unas zanahorias hechas al vapor.

Ah!, y no olvidéis comprar mucho mucho pan…

 

Resumen
recipe image
Receta
Pollo con salsa de tomate y pimientos asados
Fecha

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas recetas