Sopas y cremas

Gazpacho de remolacha

gazpacho
0 Comentar

Se acabó el verano y ya solo quedan algunos rayos de sol como recuerdo de esos días de calor, luz y tiempo libre. Pero es difícil despedirse de la época estival y más cuando lo que toca por venir son los días grises y lluviosos del otoño (que también tiene sus cosas buenas). Así que antes de que lleguen las nubes para quedarse, vamos a intentar homenajear una de las recetas más comunes y típicas del verano; el gazpacho.

Pero esta receta no consiste en elaborar un gazpacho tradicional, sino en aprovechar las múltiples versiones que existen de este plato y aportar un toque personal.

Y aunque también lleva tomate, este gazpacho tendrá como protagonista la remolacha, que le dará un sabor que no esperas y un color espectacular.

¿Preparados para terminar de saborear el verano?

Ingredientes para 4 raciones:

  • 450 g de remolacha cocida
  • 400 g de tomates maduros
  • 1 ajo
  • 20 g de pimiento verde
  • 20 g de pimiento rojo
  • ½ cebolla
  • Vinagre de manzana
  • Aceite de oliva

Elaboración:

En primer lugar escaldaremos los tomates para poder facilitar la labor de pelarlos. Para ello, pondremos un cazo con agua y esperaremos a que esta hierva.

IMG_20151003_193459_181

Mientras esperamos, iremos limpiando los tomates. Les quitaremos el tallo y realizaremos un corte en forma de cruz en su parte inferior que nos ayudará a saber cuándo deberemos retirarlos.

Los introducimos en el agua, que dejará de hervir momentáneamente, y aguardamos a que entre en ebullición nuevamente. Enseguida veremos cómo las puntas de las pieles en los cortes que anteriormente hicimos comienzan a levantarse indicándonos que es el momento adecuado para sacarlos.

Mucho cuidado a la hora de manipularlos, contendrán agua muy caliente en su interior y podemos quemarnos. Para evitar esta desagradable situación, pásalos por debajo del grifo de agua fría y podrás pelarlos sin riesgo alguno. Y si no tienes prisa, siempre puedes dejarlos en una fuente hasta que recuperen una temperatura adecuada.

Cuando acabes, reserva.

IMG_20151003_185503

Por otro lado, daremos una breve cocción a la remolacha para que se ablande un poquito más y resulte más fácil a la hora de batir. Recomendación: No eches demasiada agua en el cazo cuando vayas a cocer la remolacha porque esta hortaliza suelta mucho liquido en reposo y podría llegar a perder parte de su sabor.

Picamos en trozos el pimiento verde y el rojo. Reservamos.

En el vaso de la batidora echamos los tomates, la remolacha, el pimiento rojo, el pimiento verde, el vinagre, el aceite y la sal. Trituramos hasta que no queden trozos y probamos por si necesitase ser rectificado.

Dejamos reposar en la nevera y servimos bien fresquito.

Tanto su vivo color como su intenso sabor no dejarán indiferente a nadie.

Y si además quieres lograr una elaborada presentación, puedes acompañar este gazpacho con unas hojas de menta o hierbabuena. La mezcla de sabores dará como resultado una frescura única.

Nota: La remolacha es una hortaliza con un color llamativo e increíblemente brillante, pero es aconsejable que laves enseguida todos los utensilios que emplees para su cocinado, ya que tiñe con facilidad las cosas, sobre todo las de madera. Cuidado con tus manos y con la ropa, sus manchas son difíciles de quitar.

Resumen
recipe image
Receta
Gazpacho de remolacha
Fecha

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas recetas