Pasta y Pizza

Canelones de atún y gambas

Canelones de atún y gambas
0 Comentar

Los canelones, como ocurre con la mayoría de la pasta italiana, son muy versátiles a la hora de combinar con otros ingredientes. En concreto, hablamos del relleno que acepta todo tipo de carnes, verduras, pescados o mariscos. Hoy elegimos dos productos de mar que son muy gustosos y del agrado de cualquier comensal para hacer unos canelones de atún y gambas.

Los también llamados manicotti son una pasta ancha que aunque hoy aprenderemos a elaborar, también se puede comprar ya confeccionados para sólo tener que hacer el relleno, y la salsa con los que condimentarlos. Los hacemos con dos huevos, aceite de oliva virgen extra, sal y harina que batimos hasta que la masa se quede fina. La dejamos reposando tapada con un film durante media hora. La extendemos y la cortamos con forma de láminas para hacer el canelón.

Para nuestros canelones de atún y gambas para cuatro personas comenzamos pochando una cebolla, un pimiento, un tomate y un diente de ajo muy picadito con dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra. Mientras, podemos ir haciendo las gambas. 150 gramos que cocemos en un cazo de agua con sal. Se meten cuando ya está hirviendo, y las sacamos cuando rompa. Puede estar entre cinco y diez minutos. En este mismo agua ponemos la pasta del canelón para que tenga mayor sabor.

Las gambas las troceamos y las ponemos también en el sofrito junto a las verduras y el atún. Mantenemos entre cinco y diez minutos junto a cuatro cucharadas de tomate triturado para freír. Añadimos sal al gusto.

Ya tenemos los canelones y el relleno listo para incorporar la bechamel. La hacemos con dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra, una cebolla pochada y harina. Cuando esté bien rehogada vamos añadiendo leche hirviendo y removemos para que no se corte ni se formen grumos. Le ponemos un poco de sal y le damos un toque de pimienta.

Los canelones son muy fáciles de cerrar ya que simplemente tenemos que formar un cilindro con ellos y presionar los bordes para que se quede bien cerrado. Es imprescindible fijarlos bien para que no se salga el relleno.

Ponemos algunas cucharadas de bechamel en el sofrito pero no demasiadas ya que no queremos que pierdan sabor el resto de ingredientes. Lo reservamos para cubrir su exterior junto con las briznas de queso rallado.

Ya tenemos listos nuestros canelones de atún y gambas para ponerlos en el horno y gratinarlos durante quince minutos.

Resumen
recipe image
Receta
Canelones de atún y gambas
Fecha

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas recetas