Fútbol

AUTOCRÍTICA TRAS DOS DERROTAS SEGUIDAS

Los seis errores del Real Madrid en los que trabaja Zidane

Los seis errores del Real Madrid en los que trabaja Zidane
Los deberes pendientes del Real Madrid antes de la Supercopa de Europa. (AFP)
Comentar

“No me importa mucho la derrota pero tenemos que hacer algunos cambios y mejorar cosas”. Estas palabras salieron en boca de un Zinedine Zidane que quitó hierro a la derrota ante el Barcelona pero que tiene claro que el equipo debe mejorar en ciertos aspectos de cara a las dos Supercopas que ya se atisban en el horizonte.

Es pronto para establecer grandes juicios, y hay que tener en cuenta que los jugadores acumulan gran carga de trabajo en sus piernas, pero lo cierto es que Zidane tiene que pulir ciertos aspectos donde el Real Madrid se está mostrando endeble. Principalmente porque en 9 días se jugará el primer título del año en Skopje (Macedonia) ante el United y más tarde jugará dos duelos ante el Barcelona con un trofeo en juego.

Los errores que debe mejorar el Madrid

1. Endeblez defensiva

El Real Madrid ha hecho aguas en defensa en sus tres partidos en Estados Unidos. Ante el United concedió un gol pero estuvo débil atrás y Keylor evitó más tantos y contra el City la defensa en la segunda mitad fue una verbena encajando cuatro goles. 

Real Madrid
Sergio Ramos trata de evitar el gol de Rakitic. (Getty)

Ante el Barcelona regresó Sergio Ramos para liderar la zaga después de superar sus problemas en el oído derecho pero el capitán tampoco pudo hacer nada para evitar los continuo desajustes. En menos de 10 minutos el conjunto culé ya había anotado 2 goles y la cuenta podría haber sido mayor de no ser por la aportación de Keylor Navas y la mala puntería de los atacantes del equipo de Valverde.

2. Pérdidas de balón

Los jugadores del Real Madrid no han estado precisos con el balón en los tres primeros partidos de la gira por Estados Unidos. Los errores vistos ante el United y City continuaron contra un Barcelona que presionó más la salida de balón del conjunto blanco y eso hizo que los errores se sucedieran.

Zidane dejó claro en la rueda de prensa posterior al partido que se habían perdido muchos balones y eso no era normal en sus jugadores. Y tanto. El conjunto blanco perdió una multitud de balones por no estar precisos en el pase, principalmente a la hora de sacar la bola jugada desde la defensa. Sergio Ramos fue uno de los jugadores que menos fino estuvo.

3. Falta de intensidad en la presión

El Real Madrid lo intenta pero la gran carga de trabajo acumulada en las piernas le hace difícil cumplir una de las principales premisas de Zidane desde que llegó al banquillo del Bernabéu: la presión en campo contrario.

El conjunto blanco ha intentado meterle intensidad en la presión a la salida del balón rival pero lo ha hecho sin ningún tino. El equipo ha aumentado las líneas con el objetivo de robarla lo más rápido posible pero lo ha hecho sin ningún tipo de intensidad ni de lógica.

Porque en líneas generales la intensidad ha brillado por su ausencia en casi todas las facetas. Zidane lo dijo tras analizar los primeros minutos contra el Barcelona donde el equipo estuvo manso ante un Barcelona que si que se tomó en serio el Clásico de Miami. Pero este desdén también se vio en algunos minutos de los duelos ante United y City.

4. Juego aéreo

Este Real Madrid de Zidane también tiene que mejorar por arriba. Durante estas dos últimos temporadas de vino y rosas el equipo ha sido muy fiable en las jugadas de estrategia tanto ofensiva como defensiva pero en esta gira americana ha mostrado fragilidad en una de sus mayores virtudes.

Los seis errores del Real Madrid en los que trabaja Zidane
Gerard Piqué remata sólo para hacer el 2-3. (Getty)

Ante el Manchester City recibió un gol después de que Stones rematara sólo y que Otamendi mandara a la red un esférico despejado por Keylor, y ante el Barcelona volvió a encajar después de una jugada de estrategia. Esta vez fue Piqué el que, habilitado por Casemiro, anotará un gol que hizo hincar la rodilla al equipo de Zidane.

5. Aportación de Bale y Benzema

El estado de forma de Bale y Benzema es lo que más preocupa al madridismo a día de hoy. Las derrotas no merman por la poca relevancia de los partidos pero la nula aportación de dos supuestas estrellas que están obligados a llenar el hueco dejado por Cristiano Ronaldo.

El luso no estará ante el Manchester United y ambos deben tirar del carro pero, por lo visto en Estados Unidos, parece que no atraviesan por su mejor momento de forma. El galés, que ha sido relacionado con el equipo de Mourinho y que esta temporada está ante su examen final, no ha sido el líder del equipo en estos partidos y apenas ha aparecido tanto en el juego asociativo como a la hora de definir.

gareth-bale-real-madrid-manchester-united
Bale no está realizando una buena pretemporada. (AFP)

Ante el United estuvo mal, contra el City realizó una buena acción al comienzo del partido y nada más y ante el Barcelona no dio señales de vida. Tras un año frustrado por las lesiones, el galés está obligado a dar un golpe sobre la mesa sino podría ser traspasado.

Y la situación de Benzema es similar. Tras la marcha de Morata, el delantero se ha quedado sin competidor y también está obligado a destacar después de las dudas dejadas la temporada pasada. El Bernabéu le mira con lupa y de momento no ha empezado bien la pretemporada con sus cero goles y poca sensación de peligro en los tres primeros partidos del verano.

6. Ocasiones falladas

Una de las cosas positivas del Real Madrid es que al menos está creando ocasiones. Están siendo desperdiciadas, sí, pero al menos están llegando con peligro a la portería rival. En la primera parte ante el United apenas creó peligro pero en los segundos 45 minutos tuvo ocasiones al igual que contra el City donde Borja Mayoral o Vallejo pudieron salvar la honra maquillando el resultado y evitando la goleada.

Los seis errores del Real Madrid en los que trabaja Zidane
Benzema no ha estado fino de cara a puerta. (AFP)

Y ante el Barcelona pasó algo similar. El equipo blanco concedió mucho atrás pero también llevó el peligro a la meta de Cillessen pero no estuvo preciso en el remate. En la primera parte Benzema no estuvo fino ante la portería rival y en la segunda mitad el meta holandés se erigió en héroe con dos buenas paradas ante Isco. El malagueño tuvo otra buena ocasión en los segundos 45 minutos al igual que Ceballos. 

Últimas noticias