Animales marinos

Las salpas, nuevas criaturas marinas en España

salpas
Las salpas han aparecido recientemente en nuestras playas

Las salpas son una criaturas marinas extraordinarias que habitan las playas de la Costa Tropical de Granada. Son totalmente inofensivas y todo un espectáculo para la vista gracias a su aspecto, muy similar al de las medusas. Su presencia es vital ya que realizan una función muy positiva tanto en los océanos como en los mares.

Estos seres son transparentes y aparecen por miles en las playas. Con el nombre científico de Salpa fusiformis, pertenecen a la familia de los tunicados, clase de los Taliáceos. Su hábitat natural es mar adentro, pero las corrientes o los fuertes vientos pueden hacer que aparezcan masivamente en las orillas o cercanías.

Así son las salpas

Las salpas se desplazan por contracción y van bombeando agua a través de su cuerpo, que es gelatinoso. Son habituales en mares templados y fríos, tanto en solitario como en largas colonias, estando las mayores concentraciones en el océano Antártico, donde suelen formar enormes enjambres en las profundidades.

Su ciclo vital es bastante complejo y tiene una alternancia generacional obligatoria, en ambos casos conviven en el mar aunque con aspectos diferentes. Pueden medir entre 1 y 10 centímetros dependiendo de en qué fase estén, pero siempre son cuerpos tubulares, transparentes y gelatinosos.

Aunque son similares a las medusas por la forma de sus cuerpos y su modo de vida, lo cierto es que a nivel estructural se parecen más a los vertebrados. Los expertos creen que los grupos nerviosos de los sálpidos, que son diminutos, son una de las primeras versiones del sistema nervioso, que posteriormente evolucionó hacia lo que es hoy en día el sistema nervioso central de los vertebrados.

Una de las cosas más extraordinarias de las salpas es que, cuando hay mucha comida, producen clones rápidamente para recoger el fitoplancton y crecer a un ritmo mucho más rápido que el de cualquier otro animal multicelular. Cuando el fitoplancton es muy denso puede hacer que las salpas se hundan en el fondo del mar, lo que puede llevar carbono a esa zona.

Lo último en Naturaleza

Últimas noticias