Gastronomía

Paso a paso

[Vídeo] Así se hace la cerveza que se vende en más países del mundo

Fábrica de cerveza Heineken Madrid
Fábrica de cerveza Heineken Madrid / Gtres
0 Comentar

España es un país tradicionalmente cervecero. Para darse cuenta de ello basta con apoyarse en algunos datos oficiales como que es la bebida fría que más se consume en bares, y hostelería en general. O como que reporta a las arcas del Estado 3.600 millones de euros anuales, un 40% más de ingresos que cualquier otra. Muchos disfrutan de la cerveza, pero quizá no tantos conocen el proceso que sigue desde que se crea hasta que refresca el paladar. Descubrimos paso a paso cómo se hace a través de las instalaciones de la fábrica Heineken de Madrid, que se puede consumir en 192 de los 197 países del mundo.

El área de cocimiento es el primer lugar por el que pasa la cerveza. En este punto no puede ser considerada como tal. Se comienza mezclando la malta con el agua, extrayendo el almidón, y dando como resultado un mosto muy dulce -pero con un potente sabor amargo- que posteriormente se hervirá para obtener el líquido. Después se añade el lúpulo, responsable de darle a la cerveza ese aroma tan típico.

Heineken
Fábrica Heineken / Gtres

El segundo paso es clave para determinar el final sabor de la cerveza, la fermentación. Al mosto fabricado en el área de cocimiento se le añade la levadura- A, característica del grupo cervecero y descubierta hace más de 130 años; el anhídrido carbónico y el alcohol.

Ambos pasos anteriores darán como resultado la cerveza como tal. En este punto es donde interviene el laboratorio de control de calidad, responsable de que esa cerveza sepa exactamente igual en todos los países que se consume.

Fábrica Heineken Madrid
Fábrica Heineken Madrid /Gtres

Una vez hechos los chequeos pertinentes sobre el sabor, viene el proceso de guarda. La cerveza se madura en grandes tanques horizontales durante 28 días, casi el doble que en un proceso de fabricación común. Esto favorece a la levadura y le otorga un sabor afrutado y refrescante.

El último eslabón en la fabricación de la cerveza será el área de envasado. Una línea de envasado llenará las botellas de diferentes tamaños. Una vez que la cerveza ya está dentro del envase, se etiqueta y se empaqueta para darle salida comercial.

Fábrica cerveza Heineken
Área de envasado / Gtres

Esta fábrica tiene algunas curiosidades que merece la pena rescatar, como que, por ejemplo, consigue sacar la friolera de 175 millones de botellas al año (3.000.000 de hectolitros) gracias a unas 175 personas de media que trabajan en ella los 365 días del año.

Pero cómo íbamos a estar en una fábrica de cerveza y nos íbamos a ir sin aprender a servir la caña perfecta. El maestro tirador (Global Draft Master) Erik Tackenkamp nos demuestra cómo tirarla de manera correcta, así como los elementos que intervienen en el proceso: temperatura del vaso, nivel de la espuma…

 

Erik ocupa el 70% en formar a Global Draft Master noveles de Madrid, Barcelona, Valencia y Bilbao. El 30 % restante lo emplea en viajar por el mundo para enseñar a los futuros maestros tiradores a servir una cerveza perfecta.

Temas

Últimas noticias