Corazón

Actúa en el festival Viña del Mar

Isabel Pantoja ‘se desnuda’ en Chile

Isabel Pantoja
Isabel Pantoja durante el festival en Viña del Mar 2017
0 Comentar

Isabel Pantoja ha actuado este miércoles en el festival Viña del Mar, en Chile, donde se ha dado un baño de multitudes en el que ha llorado, se ha enfadado y ha enseñado hasta la ropa interior. La tonadillera demostró, una vez más, que es una de las ‘grandes’ dentro del panorama musical, ofreciendo casi tres de horas de concierto ante la atenta mirada de todos los allí presentes.

Tal era su entrega encima del escenario que, de repente, sacó su lado más flamenco y, mientras se marcaba un taconeo, se subió la falda más de la cuenta y acabó mostrando su ropa interior sin darse cuenta. Casualmente, el vestido que la ‘traicionó’ fue uno de los que ya lució en su concierto en Barcelona la semana pasada.

Isabel, que salió al escenario de la Quinta Vergara llevándose la gran ovación del público, estuvo acompañada por una orquesta formada por casi un centenar de músicos. El espectáculo comenzó con la interpretación de ‘Se me olvidó otra vez’, uno de los grandes éxitos del fallecido Juan Gabriel.

A este momento tan emotivo se sumó el agradecimiento a sus hijos, Kiko Rivera e Isa Pantoja, quienes se desplazaron hasta Chile para acompañarla durante el concierto. También estuvo con ella su sobrina Anabel, uno de los mayores apoyos de Isabel y que siempre acompaña a la artista allá donde va.

La tonadillera también se emocionó cuando recibió el máximo galardón del festival, la Gaviota de Platino, que le dedicó a su amigo fallecido, Juan Gabriel. El premio estaba destinado al cantante pero, al no habérselo podido entregar en vida, se decidió que era Isabel quien debía quedárselo por su larga trayectoria y por la gran amistad que les unía. Se trata de un reconocimiento que se entrega en ocasiones muy puntuales y que, anteriormente, solo había recaído en Luis Miguel en 2012.

Isabel Pantoja y Juan Gabriel
Isabel Pantoja y Juan Gabriel en una imagen de archivo (Gtres)

La noche también tuvo su momento de tensión cuando la artista detuvo a la orquesta y llamó la atención al jurado por su comportamiento. “Hay muchos sitios para hablar, pero no la primera fila. A un artista, sea quien sea, hay que respetarlo”, advirtió, antes de continuar con el espectáculo.

Una cita marcada por una vorágine de emociones y en la que Isabel Pantoja se reencontró por primera vez con sus seguidores en el extranjero tras su estancia en la cárcel.

Últimas noticias