Moda

Prenda estrella

Burberry despierta la fiebre por el trench

Trench Burberry
Ver Galería
El trench o gabardina triunfa entre las celebrities / Gtres
0 Comentar

Hablar de Burberry es hacerlo de trench y viceversa. El último desfile de la firma en la London Fashion Week ha vuelto a reabrir la fiebre por la prenda más clásica de la maison. La cita dejó momentos muy destacados, como el duelo de estilo con idéntico look que protagonizaron Sara Carbonero y Leandra Medine en el front row. Y es que es una obviedad, la gabardina es propiedad de Burberry desde hace más de un siglo.

Para contextualizar la importancia de la gabardina en la historia de la moda hay que remontarse hasta el siglo XX. En 1912, Burberry patentó el Tielocken, considerado el primer trench. Al comienzo era utilizado con un fin militar, pensado para proteger a los soldados ingleses que se refugiaban en las trincheras del enemigo y pasaban frío y calamidades, en el marco de la Primera Guerra Mundial. De ahí procede su nombre en inglés.

El color elegido para las primeras gabardinas fue el caqui (del hindú, kakhi, que significa polvo). Se consideraba una prenda elitista, pues solo tenían acceso a ella los oficiales de clase I. Thomas Burberry supo captar la visión de negocio y empezó a comercializarla en las tiendas de manera paralela a su uso original. Posteriormente, el cine ayudó a su extensión gracias a actrices como Audrey Hepburn (musa de Givenchy), que la utilizó en clásicos de la gran pantalla como ‘Desayuno con Diamantes’. Como particularidades, cabe destacar que su proceso de confección incluye 100 procesos diferentes y que para crear una se tardan tres semanas.

Todas las piezas encajan a la perfección para entender la evolución histórica de una prenda que se ha reinventado constantemente. Hasta llegar a la actualidad, donde varias famosas basan su look en el trench, una pieza indispensable en cualquier armario que se precie, por la suprema elegancia que confiere a los outfits y las mil y una posibilidades que da.

Últimas noticias