Investigación

Manos Limpias demanda a España ante el Tribunal de Estrasburgo por archivar las querellas contra Podemos

Pablo Iglesias, Íñigo Errejón y otros miembros de Podemos, a las puertas del Congreso de los Diputados (Foto: Getty)

Manos Limpias ha presentado ante el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo una demanda contra el Estado español por vulnerar el derecho a la tutela judicial reconocido por la Constitución.

El sindicato basa su demanda en que el Tribunal Supremo se negó a admitir a trámite las dos querellas presentadas contra la cúpula de Podemos por recibir financiación de los regímenes totalitarios de Venezuela e Irán.

El letrado de Manos Limpias Pedro Muñoz Lorite presentó el pasado 4 de febrero ante el Supremo una querella contra varios miembros de la cúpula de Podemos (entre ellos, Pablo Iglesias, Juan Carlos Monedero e Íñigo Errejón), a los que acusaba de una docena de delitos. Entre ellos, blanqueo de capitales, pertenencia a organización criminal, tráfico de influencias, cohecho, corrupción ente particulares, delito contra la Hacienda pública y apropiación indebida.

Una de las principales pruebas aportadas en la querella es el informe Pisa elaborado por la Policía, según el cual Pablo Iglesias lleva más de tres años cobrando del Gobierno de Irán a través de Hispan TV, el canal islamista que emite su programa Fort Apache.

El informe acredita que el régimen de los ayatolas, una de las teocracias más sanguinarias del planeta, se ha servido de sociedades radicadas en varios paraísos fiscales para transferir 9 millones de euros a 360 Global Media, la empresa que gestiona la señal de Hispan TV en España. Esta empresa controlada y financiada por el Gobierno de Irán paga incluso las facturas del teléfono móvil de Pablo Iglesias.

Todos cobraron del chavismo

En su querella, el letrado también recuerda que los principales líderes de Podemos han formado parte del patronato de la Fundación CEPS, que recibió más de 7 millones de euros del Gobierno de Hugo Chávez.

Del mismo modo, Manos Limpias aportó los documentos que acreditan que Íñigo Errejón ha sido expedientado por cobrar una beca de 1.800 euros al mes sin ir a trabajar y que Juan Carlos Monedero cobró 425.000 euros del Banco Alba, presidido en aquel momento por Nicolás Maduro.

Dos meses después, el 11 de abril, Pedro Muñoz amplió la querella contra el dirigente de Podemos Rafa Mayoral, por cobrar del Gobierno de Ecuador a través de la cooperativa Kinema. El letrado sostiene que todos estos pagos constituyen un mecanismo por el cual la teocracia de Irán y los regímenes bolivarianos de Venezuela y Ecuador financiaron de forma encubierta la creación de Podemos para subvertir el orden constitucional español.

Como ha informado OKDIARIO, el propio Pablo Iglesias reconoció que el Gobierno de Irán le financia para “desestabilizar” a la democracia española. Pese a todas estas pruebas e indicios, el Tribunal Supremo estimó las tesis de la Fiscalía y se negó a admitir la querella el pasado 13 abril alegando que los hechos denunciados no constituyen ningún ilícito penal.

Los indicios de financiación ilegal

El letrado de Manos Limpias Pedro Muñoz Lorite ha solicitado esta semana el amparo del Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo, por considerar que la Justicia española ha vulnerado un principio básico, reconocido por todos los tratados europeos, como es el derecho a la tutela judicial efectiva.

Desde que la querella de Manos Limpias fue archivada, OKDIARIO ha desvelado nuevas pruebas que acreditan que los principales líderes de Podemos recibieron sumas millonarias del Gobierno de Venezuela poco antes de fundar su partido.

En una declaración jurada prestada ante la Policía en el Consulado de Nueva York, el ex ministro de Finanzas de Venezuela Rafael Isea ha confirmado que Hugo Chávez ordenó pagar más de 7 millones de euros a la Fundación CEPS, de cuyo patronato han formado parte Pablo Iglesias, Íñigo Errejón, Carolina Bescansa, Juan Carlos Monedero, Luis Alegre y Alberto Montero, entre otros dirigentes de Podemos.

Esta misma semana, OKDIARIO publicaba un nuevo documento según el cual Nicolás Maduro ordenó en octubre de 2013 (tres meses antes de la fundación de Podemos) pagar 142.000 dólares a los dirigentes de Podemos Carolina Bescansa, Jorge Lago y Ariel Jerez por diseñar la estrategia de comunicación política en el Congreso Mundial del Petróleo celebrado en Moscú en junio de 2014.

Víctimas del presidente de Ausbanc

Después de que el Supremo archivara todas las acciones judiciales contra la cúpula de Podemos, el letrado Pedro Muñoz confía obtener ahora el amparo del Tribunal de Estrasburgo.

Los presidentes de Manos Limpias y Ausbanc, Miguel Bernad y Luis Pineda, permanecen en prisión desde el pasado mes de abril, acusados de los presuntos delitos de extorsión, amenazas y pertenencia a organización criminal. La Fiscalía de la Audiencia Nacional sostiene que pidieron 3 millones de euros al entorno de la infanta Cristina a cambio de retirar la acusación contra ella en el caso Urdangarin.

El juez instructor Santiago Pedraz ha logrado acreditar que Pineda extorsionó a varios bancos para conseguir sumas millonarias que fueron a las arcas de Ausbanc, a cambio de retirar acciones judiciales contra ellos.

Más endebles son los indicios que apuntan al presidente de Manos Limpias, Miguel Bernad, quien desde prisión ha declarado a OKDIARIO que el abogado de la infanta, Miquel Roca, le ofreció 3 millones de euros a través de dos testaferros para que retirara la acusación contra la hija del Rey emérito Juan Carlos I.

Últimas noticias