Elecciones Generales 2019

El PP reforzará el control del Gobierno en las políticas de inmigración

El PP reforzará el control del Gobierno en las políticas de inmigración
Pablo Casado. Foto: Europa Press

El partido de Pablo Casado defenderá una "inmigración ordenada, legal, vinculada al mercado laboral" y "tutelada en todo momento por la competencia estatal que garantice la protección del interés general de nuestra nación y el cumplimiento de los valores de nuestra Constitución". 

El Partido Popular plantea, de cara al mensaje de las próximas elecciones generales, reforzar el control del Gobierno sobre las políticas de inmigración, sin perjuicio de las competencias derivadas a las comunidades autónomas. Los ‘populares’ estiman, sin embargo, que es necesario que el Ejecutivo asuma un papel más activo en el control y la vigilancia de las decisiones relacionadas con este fenómeno, que considera uno de los grandes retos para el país.

Así consta, en concreto, en una de las últimas iniciativas registradas por el PP en el Congreso, y que decayó debido a la disolución anticipada de las Cortes. La propuesta anticipa, sin embargo, cuál será la guía para desarrollar las políticas de inmigración en un eventual Ejecutivo de Pablo Casado. 

El partido expone que España vive "en los últimos años, un auténtico ‘reto migratorio'" y advierte de que ese auge "nutre a las mafias que se dedican al tráfico ilegal de seres humanos" y "está alimentando movimientos extremistas y populismos por toda Europa, que ponen en riesgo los valores de tolerancia y respeto y la convivencia pacífica que hemos conseguido en el continente".

En este contexto, la formación de Casado destaca que la política migratoria corresponde al Gobierno, según la Constitución española ("El Estado tiene competencia exclusiva sobre la nacionalidad, inmigración, emigración, extranjería y derecho de asilo") "sin perjuicio de las competencias que puedan ser asumidas por las comunidades autónomas y por las entidades locales".

Los ‘populares’ apuntan a que "el fenómeno migratorio necesita ser regulado desde las competencias exclusivas del Estado que bien pueden ser delegadas en otras administraciones públicas" y "sin duda esto en muchas ocasiones es un factor esencial para conseguir que la integración social sea satisfactoria". No obstante, precisan también, "en ningún caso" se puede "dejar de contar con la coordinación y control del Gobierno". 

"Protección del interés de la nación"

El partido de Casado defiende una "inmigración ordenada, legal, vinculada al mercado laboral" y, subraya, "tutelada en todo momento por la competencia estatal que garantice la protección del interés general de nuestra nación y el cumplimiento de los valores de nuestra Constitución".

Así, consideran los ‘populares’, se hace "imprescindible" contar con una ‘Estrategia Integral ante el Reto Migratorio’, que implique a todas las administraciones públicas, instituciones y también al sector empresarial y "desde la competencia del Estado", encargado de coordinar todas las actuaciones en este ámbito, de evitar "duplicidades" y mejorar la "eficiencia en la atención a los inmigrantes".

Por ello, la proposición (no de ley) insta al Gobierno a "desarrollar una ‘la Estrategia Integral ante el Reto Migratorio’, entendiendo la Política migratoria como una política de Estado".

"Buenismo" de Sánchez

El texto de la iniciativa destaca además el récord en las cifras de inmigración bajo el Gobierno de Pedro Sánchez: así, "desde 2016 se ha multiplicado por 7 el número de inmigrantes que llegaban a España, un 170% más en la segunda mitad de 2018″ desde la llegada de Sánchez a La Moncloa, "que en la primera mitad del año". En el último año, señalan también, " se ha duplicado el número de Menores Extranjeros No Acompañados", los conocidos como MENA’s. "La inmigración se ha convertido en  una de las mayores preocupaciones de nuestra sociedad", destaca.

Una preocupación, estiman desde el PP, que "parece que también le ha llegado al Gobierno" de Sánchez "que ha encargado informes para conocer, de verdad, más allá de su buenismo, la realidad de la inmigración en España".

Sin embargo, reprochan, el Gobierno "niega que la Política Migratoria es una Cuestión de Estado y debe ser una Política de Estado cuando, en lugar de dar una respuesta de Estado da bandazos sin sentido, sin coherencia y delegando su competencia, sin ningún tipo de coordinación ni de responsabilidad ni apoyo a otras administraciones públicas e instituciones, como ha demostrado con sus propuestas en los Presupuestos Generales del Estado y como demuestra en cada decisión deslavazada que toma el Gobierno".

Los ‘populares’ recuerdan que el fenómeno migratorio implica a Empleo, a Interior -en concreto "al importante papel de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en nuestras fronteras’- a las delegaciones y subdelegaciones del Gobierno, a Educación, Sanidad, Servicios Sociales pero también al Poder Judicial y a la Fiscalía. "Todos deben formar parte de un planteamiento estratégico para abordar el reto migratorio. Si alguna pieza falla -dice el PP-será difícil que el conjunto funcione".

Últimas noticias