El expresidente de ANC

Jordi Sànchez pide su libertad porque “nunca ha defendido la unilateralidad” y se ha sumado a JxCAT

Jordi Sànchez
Jordi Sànchez, ex presidente de la ANC. (Foto: EFE)

La defensa del expresidente de ANC, Jordi Sànchez, ha solicitado su libertad al Tribunal Supremo afirmando que “nunca ha defendido la unilateralidad, siempre ha defendido la vía pacífica y democrática, y se ha sumado a un proyecto político en este sentido”. Es decir, se ha integrado en la lista de JxCAT del expresidente, Carles Puigdemont.

En un escrito de 24 páginas, al que ha tenido acceso OKDIARIO, la defensa de Sánchez señala que “la única forma de poder acreditarlo es dejarle en libertad y que pueda ejercer su función pública cumpliendo este compromiso”. Dicho escrito se ha presentado tras su declaración de este jueves ante el juez Pablo Llarena donde reconocía que el referéndum del 1 de octubre “fue ilegal” y que se cometieron “actos vandálicos”.

Según su defensa,”los hechos que se imputan a Jordi Sànchez estrictamente son “la convocatoria de una acción reivindicativa y pacífica a modo de protesta ante una actuación judicial en cuyo contexto se habrían producido incidentes puntuales que, a diferencia de otras manifestaciones recientes ya aludidas, sólo habrían dañado la propiedad, sin haberse incurrido en ningún acto de violencia o intimidación contra los agentes o los miembros de la comisión. No concurre en el caso que nos ocupa el primer elemento básico del delito de sedición, esto es, el alzamiento público y tumultuario”.

Parece claro”, añade el escrito “que si realmente hubieran querido impedir la ejecución de la orden judicial, no habrían adoptado medidas para garantizar la entrada y salida del edificio durante toda la jornada. Tampoco habrían participado en los cordones humanos creados para permitir el paso de los miembros de la Unidad de Policía Judicial cuando estos quisieron salir del edificio, ni habrían pedido a los manifestantes que se fueran y que dejaran que la comitiva judicial abandonara el lugar, ni habrían colaborado en la protección de los vehículos” añade el escrito.

“Los hechos que se atribuyen a mi mandante se enmarcan dentro de un legítimo contexto reivindicativo que, de no ser por su innegable connotación política y por su condición de presidente de la ANC, difícilmente habrían motivado una actuación penal y, menos aun, por un delito tan grave como la sedición” afirma la defensa de Sànchez.

Además, los letrados aseguran en su petición de libertad que “la ANC jamás convocado, organizado ni financiado el referéndum celebrado el día 1 de octubre de 2017, limitando su actuar a instar a los ciudadanos a su pacífica participación en dicho acto, debiéndose hacer notar que ni la ANC ni Jordi Sànchez personalmente jamás han recibido requerimiento alguno de autoridad judicial para abstenerse de realizar tal comportamiento, así como muchísimos otros ciudadanos anónimos”.

ANC
El presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, y el de la ANC, Jordi Sánchez, encima de un coche destrozado de la Guardia Civil

 Como otras razones para su excarcelación, recuerdan que Jordi Sànchez renunció a la presidencia de la Asamblea Nacional “perdiendo así aquella capacidad de movilización ciudadana”. “Las elecciones al Parlament de Catalunya, en las que la mera presentación de la candidatura del Sr. Jordi Sànchez ya puso de manifiesto que –aún discrepando de la aplicación del art. 155 CE y manteniendo inalterados sus postulados ideológicos- su aceptación del vigente marco constitucional, sin perjuicio del mantenimiento de la legítima voluntad de modificarlo por vías siempre legales, pacíficas y democráticas” sostienen.

 “La única forma de poder acreditarlo es dejarle en libertad y que pueda ejercer su función pública cumpliendo este compromiso. Lo contrario dejaría como única opción la renuncia al cargo de diputado” concluye.

Comentar

Últimas noticias