Mas recurrirá la sentencia hasta “las instancias europeas” y dice que “no se arrepiente de nada”

Comentar

El ex presidente catalán Artur Mas ha afirmado este lunes que recibe la sentencia condenatoria por el 9N con “plena serenidad y disconformidad”, ha avanzado que la recurrirá hasta “las últimas instancias europeas” tras pasar por el Supremo, aunque “no se arrepiente de nada” y “volvería a hacerlo”.

Mas ha comparecido en rueda de prensa en la sede del PDeCAT junto con las otras dos condenadas, la exvicepresidenta Joana Ortega y la exconsellera de Enseñanza Irene Rigau, el presidente catalán, Carles Puigdemont, y otros dirigentes del partido, todos ellos con una chapa en la solapa con el lema “Ho tornaria a fer” (“Lo volvería a hacer”).

“Volveríamos a hacer exactamente lo mismo. No nos arrepentimos de nada”, ha recalcado, al tiempo que ha señalado que acata el fallo “con serenidad total pero mucha disconformidad”.

El expresident Mas ha afirmado que en el Estado “se persigue y combate por tierra, mar y aire a la gente por sus ideas”, y ha denunciado que “la ley no es igual para todos” porque, a su juicio, el Gobierno ha desobedecido sentencias del Tribunal Constitucional y no ha sido condenado.

“La sentencia está cogida con fórceps desde muchos puntos de vista”, ha apostillado Mas.

En concreto, el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ha condenado a Mas a dos años de inhabilitación por desobedecer al Tribunal Constitucional (TC) y a multa de 36.500 euros; a Ortega, a un año y nueve meses de inhabilitación y a multa de 30.000 euros; a Rigau, a un año y seis meses y a multa de 24.000 euros; y absuelve a los tres de prevaricación administrativa.

Últimas noticias