Trama Púnica

Marjaliza pagó una mordida de 1 millón en billetes escondidos en una caja de botellas de vino

David Marjaliza y su secretaria Ana María Ramírez (Foto: Efe).
David Marjaliza y su secretaria Ana María Ramírez (Foto: Efe).
Comentar

El empresario, David Marjaliza, considerado el cerebro de la trama Púnica ha asegurado en sede judicial que llegó a entregar una mordida de un millón de euros en billetes escondidos en una caja de botellas de vino.

Marjaliza ha declarado este jueves durante más de 3 horas ante el titular del Juzgado Central de Instrucción nº 6 de la Audiencia Nacional, Manuel García Castellón, y se presentaba con una voluminosa maleta llena de documentación que supuestamente iba a entregar en sede judicial.

Según las fuentes consultadas por OKDIARIO, Marjaliza ha afirmado que en una ocasión entregó en la calle trasera de la Consejería de Presidencia de la Comunidad de Madrid un millón de euros en comisiones al exjefe de Gabinete de Francisco Granados, Ignacio Palacios. Dicha entrega la realizó en una caja de 6 botellas de vino.

Posteriormente, relataba otras entregas de mordidas en dinero negro y afirmaba que unos 300.000 euros cabían sin problemas en un sobre. El empresario ha señalado que con la ayuda de otras 5 personas de su equipo lleva meses intentando reconstruir la “contabilidad en B” sobre las comisiones.

Durante su comparecencia, el cerebro de la Púnica también reconocía haber realizado una donación de 60.000 euros al PP nacional y que la entrega se la hizo al extesorero popular, Luis Bárcenas, en la sede de la calle Génova en presencia del fallecido Álvaro Lapuerta. El objetivo era tener “contento al PP nacional”.

Marjaliza ha negado haber realizado ningún negocio, ni pago al experto informático imputado en la trama, Alejandro de Pedro. Además, ha señalado que el exsocio de De Pedro, José Antonio Alonso, era el encargado de entregar sus comisiones a los dirigentes del PSOE, entre ellos, el que fuera líder del PSM y alcalde de Parla, Tomás Gómez.

Posteriormente, describía como en el municipio de Aranjuez, que gobernaba el PSOE, se repartían las comisiones millonarias que constructores y promotores pagaban a cambio de resultar adjudicatarios de terrenos para construir viviendas entre todos los grupos municipales según el numero de concejales de cada formación.

Francisco Granados entrando a la Audiencia Nacional. Foto: FRANCISCO TOLEDO
Francisco Granados entrando a la Audiencia Nacional. Foto: FRANCISCO TOLEDO

El millón del altillo de Granados

David Marjaliza ha declarado ante el instructor que él fue la persona que denunció ante la Fiscalía con una nota anónima que Granados escondía en el altillo de sus suegros un millón de euros procedentes de la cuenta suiza que le había traspasado anteriormente. Dicha nota llegó al Ministerio Público en 2015, un año después de que estallara la trama corrupta, cuando Marjaliza había decidido ya colaborar con la justicia y declarar en numerosas ocasiones.

Granados ya declaró en sede judicial que coincidió con el empresario en la prisión de Soto del Real y que cuando le pidió dinero, le dijo que sólo tenía ahorros en la casa de sus suegros y que por tanto, no tenía acceso a él.

Sobre la cuenta en Suiza, Granados explicó a este diario que se nutrió “con ahorros” de sus padres y “operaciones en Bolsa”. En el año 1999, cuando llegó al Ayuntamiento de Valdemoro, no “pensó cerrar la cuenta”,  pero sí “cuando Esperanza Aguirre me llama para nombrarme consejero”.

Tras planteárselo al Banco francés BNP Paribas, le explicaron, según su testimonio, que la única forma para que le devolvieran el dinero era buscarse “una contraparte que le diera el dinero en España y él se quedara con su dinero en Suiza”.

“El dinero de la cuenta Suiza, Marjaliza me lo da aquí. Cuando nosotros nos cambiamos de vivienda, vivía en un piso y nos trasladamos a un adosado, para evitar problemas en el traslado, como era un dinero con el que no contaba, pues se quedó en casa de mis suegros” aseguró Granados.

Durante su declaración, Marjaliza ha recordado además que el propio Granados le dijo en la cárcel que los supuestos 30 millones de euros que atesoraba el exdirigente popular tras vender su participación de la sociedad Servicios Patrimoniales no se los iban a encontrar al estar escondidos en dos fundaciones.

Últimas noticias