Rajoy anuncia una mejora de las pensiones mínimas y de viudedad si se aprueban los Presupuestos

Comentar

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha avanzado este miércoles que  el próximo proyecto de Presupuestos-que el Consejo de Ministros aprobará el próximo 23 de marzo-incluirá una mejora de las pensiones mínimas y de viudedad, además de concentrar las ayudas fiscales en el IRPF para pensionistas y familias.

Rajoy, que ha comparecido a petición propia en el Congreso de los Diputados para hablar sobre la situación de las pensiones, ha destacado que ese “esfuerzo adicional” es posible “porque la situación económica mejora”, pero, al mismo tiempo, ha insistido en ligar la mejora de las pensiones a la urgencia de aprobar los próximos Presupuestos, que aún no tienen los apoyos asegurados.

De esta forma, el presidente coloca la presión, sobre todo, sobre Ciudadanos y PNV, las dos formaciones con las que el Gobierno quiere pactar las próximas cuentas. Los socialistas ya anunciaron su rechazo antes incluso de conocer el borrador.

Rajoy se ha comprometido “trabajar desde este momento para alcanzar un acuerdo” en la tramitación presupuestaria, al considerar que “es en el marco de ese debate donde debemos valorar qué decisiones queremos tomar sobre ingresos tributarios y sobre gastos sociales”.

“Y debemos hacerlo teniendo muy en cuenta que no podemos gastar lo que no tenemos y que estamos obligados a cumplir nuestros compromisos europeos en materia de déficit público”, ha avisado.

Rechazo a la subida ligada al IPC

Rajoy ha destacado que es posible realizar “ahora” un “esfuerzo adicional” para mejorar la situación de los pensionistas porque “la situación económica mejora”. “Pero debe ser un esfuerzo responsable, lo que significa, respetar el procedimiento general de revalorización”, ha dicho, descartando así la propuesta de subida ligada al IPC, que le pide la oposición.

“Lo que les propongo es seguir avanzando sobre lo ya construido y no dar marcha atrás en ninguna reforma de las que se han hecho a lo largo de nuestra democracia”, ha destacado.

El presidente ha subrayado que el actual procedimiento ” está siendo un elemento determinante para garantizar la viabilidad del sistema a los pensionistas de hoy y a las nuevas generaciones”.

Creación de empleo

Rajoy ha advertido también que la sostenibilidad del sistema de pensiones y su cuantía depende en todo momento de la creación y calidad del empleo.

En este sentido, ha insistido en que la prioridad del Gobierno es “seguir creciendo y creando empleo cada vez más estable, y cada vez mejor remunerado”. Para ello, ha adelantado una “agenda de reformas” orientada a mejorar la productividad y a diversificar la economía, con especial atención a los nuevos entornos digitales y a la educación.

Un sistema que ha sobrevivido a la pérdida de más de tres millones de cotizantes, mientras el número de pensionistas se incrementaba en un millón, sin que en ningún momento se hayan dejado de pagar las pensiones, bien merece nuestra confianza y la de los pensionistas.

El riesgo de la demagogia

“Los españoles pueden estar tranquilos  porque no existe hoy ningún peligro por lo que se refiere al sistema de pensiones”, ha insistido Rajoy.

El presidente ha advertido a la oposición, y especialmente al PSOE, de que “lo único que puede amenazar nuestras pensiones es volver a las políticas erróneas, las que generan desempleo”.

Asimismo, ha instado a sacar el debate de la “pelea partidaria” y a buscar el “consenso y unidad” entre los grupos parlamentarios.

En este sentido, Rajoy ha recordado que el único marco de negociación es el Pacto de Toledo “que nació con el deliberado propósito de proteger el sistema de pensiones de todos frente a las opciones de algunos”.

Herencia socialista

“No estamos hablando de una política de partido, ni de una política de gobierno, sino de una política de Estado porque ha de proyectarse en el tiempo, más allá de lo que pueda durar un gobierno, más allá de lo que dure una legislatura y bastante más allá de sucesivas generaciones de españoles”, ha considerado.

A lo largo de su intervención, Rajoy ha destacado el esfuerzo de su Gobierno para proteger las pensiones tras la herencia socialista. El presidente ha recordado que su Ejecutivo “evitó un rescate que nos hubiera llevado a su drástica reducción”, como, ha recordado, “ha ocurrido en otros países, y en algunos casos, hasta el 40%”.

Rajoy ha subrayado además que el Gobierno fue “capaz de darle la vuelta a la situación de nuestra economía y empezar a crecer y a crear empleo”. En este sentido, ha recordado que actualmente se pagan 742.000 pensiones más que en 2011, 10,6 millones.

Rajoy ha destacado que en la crisis se perdieron 3.800.000 empleos y los ingresos del Estado cayeron 70.000 millones de euros en dos años. En 2011, “por cada nuevo pensionista que entraba en el sistema, 3 personas dejaban de cotizar a la seguridad social. Hoy, la situación se ha invertido. Por cada nuevo pensionista, se crean 6 empleos. Este es el secreto”, ha considerado.

Últimas noticias