PSOE y Podemos votan en el Congreso en contra de reforzar la lucha contra los bulos y las ‘fake news’

Irene Montero
Irene Montero, portavoz de Unidos Podemos en el Congreso de los Diputados. (Foto: EFE)
Comentar

El pleno del Congreso ha rechazado hoy una proposición no de ley del PP que reclamaba al Gobierno medidas para reforzar el control de las “noticias falsas”, muchas veces con origen en países extranjeros, y que buscan “debilitar” la confianza en las instituciones y en la democracia.

La iniciativa ha contado con el voto en contra del PSOE, Unidos Podemos y los partidos nacionalistas, y el apoyo del PP y Ciudadanos.

El texto rechazado reclamaba introducir en las capacidades de las fuerzas de seguridad y de los servicios de inteligencia “sistemas de vigilancia, monitorización, mitigación y respuesta” frente a las noticias falseadas.

Asimismo, instaba al Gobierno a promover un acuerdo internacional, en especial en la UE, contra la desinformación “como amenaza global contra los sistemas democráticos” y específicamente si se trata de una amenaza “gestionada por actores extranjeros con intenciones hostiles”.

Proponía además impulsar la elaboración de métodos para determinar la veracidad de informaciones que circulan por la red, así como su “sellado” o “descalificación” como “potencial noticia falsa ante el ciudadano”, medidas de contención que serían desarrolladas por instituciones públicas especializadas.

En el debate de la proposición no de ley, el diputado del PP Teodoro García ha alertado de que los bulos que circulan por la red intentan atacar el “eslabón más débil” de los sistemas democráticos, la opinión pública mediante noticias manipuladas con apariencia de verosímiles.

Ha puesto como ejemplo ese mensaje, muchas veces difundido, de que los diputados que cesan disfrutan de una pensión vitalicia, un bulo, ha dicho, que parlamentarios de algunos partidos -en referencia a Podemos- difundieron en redes sociales antes de ganar el escaño.

“Cualquier demócrata que no esté cautivo por gobiernos extranjeros debe plantar cara a las ‘fake news'”, ha proclamado.

Preocupación por los bulos y noticias falsas que también ha expresado el diputado de Ciudadanos Luis Miguel Salvador, que ha abogado por un pacto de Estado en favor de un modelo integral de seguridad nacional.

Ha recordado que Facebook ha contratado a más de mil profesionales en todo el mundo para combatir este fenómeno y que países como Alemania imponen multas millonarias.

Desde el PSOE, Ignacio Sánchez Amor ha alertado de que la iniciativa se desliza peligrosamente por un “campo minado” que se acerca a la censura y al recorte de las libertades.

Ha puesto el ejemplo ayer de dos medios de comunicación de ámbito nacional que publicaban dos versiones totalmente contradictorias sobre el crimen del niño Gabriel Cruz.

Sánchez Amor ha apostado una mejora del control de los agregadores de noticias y de la ética periodística más que por una “censura administrativa”.

Especialmente duro, el diputado de Podemos Rafael Mayoral ha denunciado que lo que plantea el PP es una “ley mordaza 2.0” y la creación de un “ministerio de la verdad” en una grave “involución democrática”.

“La democracia corre peligro”, ha alertado Mayoral, que ha acusado al PP de tratar de imponer una “verdad oficial”.

Críticas también de ERC, que ha hablado de “deriva censora preocupante” y del PDeCAT, que se ha preguntado con ironía si los mil heridos en las cargas policiales del 1 de octubre en Cataluña también son producto de la desinformación de Rusia

Últimas noticias