Las facturas de Podemos demuestran que se hartan de Coca-Cola pese a promover su boicot

Podemos boicotea a Coca-Cola
Comentar

Podemos ha sido el protagonista principal en la campaña de boicot a Coca-Cola. La formación morada llegó a abanderar la prohibición de la bebida gaseosa en el Senado, medida que desechó la mesa de la Camara Alta días mas tarde. Ahora, las facturas de su Portal de Transparencia oficial demuestran que los miembros del partido son los primeros en consumir el producto estadounidense. 

En la nota de gastos presentada ante la contabilidad del partido para justificar sus gastos, se puede observar como muchos de sus miembros, y en reiteradas ocasiones, consumen el refresco norteamericano, icono del capitalismo. Una actitud que choca con su intento por boicotear la marca meses atrás.

Facturas de Podemos colgadas en el Portal de Transparencia
Facturas de Podemos colgadas en el Portal de Transparencia

No se trata de que su campaña para no beber Coca-Cola se haya desinflado con el tiempo, sino que los recibos demuestran que ni en la época en la que llevaron la medida al Senado dejaron de consumirla. 

El pasado 27 de marzo, la formación registró una petición a la Mesa del Senado para que prohibiese la venta de Coca-Cola en esta Cámara y, más tarde, repitió el mismo requerimiento en el Congreso.

Las facturas de Podemos demuestran que se hartan de Coca-Cola pese a promover su boicot

Además de exigir que se dejara de vender productos de la marca, distribuida en el Senado tanto en la cafetería y en el restaurante como en las máquinas expendedoras, los senadores podemitas exigían la retirada de toda publicidad de la marca y de su uso en actos institucionales. El partido justificó que se trata de una medida de apoyo a los trabajadores de la fábrica de Fuenlabrada en el litigio laboral que mantienen con la compañía para solicitar la readmisión de los empleados de la factoría madrileña.

Las facturas de Podemos demuestran que se hartan de Coca-Cola pese a promover su boicot Las facturas de Podemos demuestran que se hartan de Coca-Cola pese a promover su boicot

A Espinar le pillaron con dos botellas

Un mes después de la petición, el secretario general de Podemos en la Comunidad de Madrid y senador, Ramón Espinar, fue cazado con dos botellas de Coca-Cola en el propio comedor de la Cámara Alta.

Espinar declaró que el revuelo causado se trataba de “una cortina de humo” para tapar otros problemas. También argumentó que era difícil beber otra cosa por falta de opciones.

Esta última excusa fue desmontada por OKDIARIO, que demostró que el menú dispone de bebidas con o sin alcohol, e incluso de refrescos que no pertenecen a la marca que pretendían boicotear. La gerencia de la cafetería no tiene problema, además, en incluir ciertas bebidas acorde a los gustos de los clientes, según comentaron a este medio en su día.

Últimas noticias