España

Alejandro Fernández (PP) aboga por un Govern “alternativo” con C’s y PSC tras unas elecciones

Fernández-PP
El portavoz del PP en el Parlament de Cataluña, Alejandro Fernández (Foto: Efe).
0 Comentar

El portavoz del PP en el Parlament, Alejandro Fernández, ha defendido formar un “gobierno alternativo” al independentismo junto con Cs y PSC tras las próximas elecciones catalanas, unos comicios que vería deseable que fueran cuanto antes.

“El día siguiente de las elecciones, nosotros siempre hemos apostado por un gobierno alternativo al nacionalismo entendiendo que todo indica que el panorama político continúa siendo muy atomizado y plural”, ha argumentado en una entrevista de Europa Press.

Fernández alega que sería “muy bueno y saludable para Catalunya” un gobierno como el que tuvo Euskadi liderado por el socialista Patxi López, que tenía el apoyo externo del PP desde la Cámara vasca y descabalgó al PNV del poder.

“El gobierno de Patxi López, con el que muchas cosas no compartíamos, fue terapéutico, sanador y la prueba la tenemos ahora: la agenda independentista desapareció y la estabilidad política volvió al País Vasco”, reflexiona el diputado popular.

Fernández alega que Andalucía y Catalunya son dos comunidades en las que no ha habido alternancia política: la primera porque siempre ha gobernado el PSOE; la segunda porque, pese a gobernar varios partidos, “el nacionalismo siempre ha estado presente en el Govern”.

El popular considera que es pronto para definir si este gobierno catalán ‘a la vasca’ deberían tener miembros de los tres partidos o debería integrarlo solo el que ganara las elecciones con el apoyo externo -en el Parlament- de los otros dos pero zanja: “Sería muy positivo para Catalunya”.

“La alternancia política es clave en democracia y cuando no se produce las cosas acaban pudriéndose que es lo que ha pasado con el proceso soberanista”, concluye Fernández, también presidente del PP en la provincia de Tarragona.

El popular vería deseable que el Govern se olvidara del referéndum para convocar unas elecciones, y pronostica que el soberanismo ni se presentaría unido ni podría gobernar unido: “Bonvehí –dirigente del PDeCAT– fue espiado y grabado por ERC. Ahora mismo la relación entre ellos es desastrosa”.

Tampoco ve factible que el soberanismo pueda exhibir en la próxima legislatura la misma unidad que ahora en el Parlament, ya “que los jerarcas históricos de Convergencia, los de las casas de verano en la Cerdanya”, se han dado cuenta que no comparten nada con la CUP, que califica de radical.

Últimas noticias

Lo más vendido