España

Homenaje en Rota

El teniente agredido en Alsasua: “Sólo me podrán arrebatar la vida, mi compromiso es inquebrantable”

0 Comentar

Los dos guardia civiles que el pasado 15 de octubre fueron brutalmente agredidos en Alsasua por un grupo de abertzales mientras se encontraban fuera de servicio y en compañía de sus parejas, fueron homenajeados este viernes en Rota por la Asociación Santo Ángel Custodio de la Policía Nacional.

En el acto, que supuso la primera intervención pública del teniente Óscar Arenas y el sargento Álvaro Cano tras la agresión, no dudaron en agradecer el galardón recibido “por su relevante y comprometido servicio”.

Seis meses de baja que no han mermado ni el compromiso con España ni el espíritu del teniente Óscar Arenas,  “yo tan sólo soy un teniente que a sus 24 años ha hecho de la mejor forma que sabe lo que más le gusta en esta vida: servir a España y a sus ciudadanos, sin ninguna distinción ayudándoles en todo lo que fuera posible. Tras los hechos ocurridos en Alsasua tengo nuevas cicatrices en mi cuerpo. Me han arrebatado un tobillo y más de seis meses sin hacer lo que más quiero. Pero hay algo que no ha sufrido merma alguna: mi lealtad y mi compromiso con España y su pueblo así como mi espíritu que resumo en lealtad, honor, sacrificio y abnegación”, afirmaba.

El teniente de la Guardia Civil no quiso acabar sus agradecimientos sin mandar un especial recuerdo para sus parejas así como “para el pueblo de Alsasua y para el resto de Navarra, que bien merecen que continuemos acompañándoles y que nutren a España con gente muy valiosa”.

“La vida es lo máximo que me podrán arrebatar, mi compromiso es inquebrantable”, sentenció mostrando en sus palabras que no guarda rencor ni temor.

Doce jóvenes abertzales fueron inculpados por el ataque a los dos guardia civiles mientras se encontraban en uno de los bares de la localidad. La Audiencia Nacional les atribuyó “delito de terrorismo en concurso ideal de lesiones, atentado y odio” y tres continúan en prisión.

 

Últimas noticias

Lo más vendido