Ley Hipotecaria

La banca juega su última baza en el Senado para relajar las condiciones de la Ley hipotecaria

La banca juega su última baza en el Senado para relajar las condiciones de la Ley hipotecaria
Pío García Escudero, presidente del Senado
Comentar

El PP vota por retrasar el plazo de implantación de la ley a tres meses después de su publicación en el BOE

La ley hipotecaria sigue cumpliendo trámites en el Parlamento y este jueves el Senado ha aprobado algunas enmiendas que mejoran sensiblemente la situación de la banca. La mayoría absoluta del Partido Popular en la Cámara Alta ha impulsado enmiendas que deberán debatirse y votarse de nuevo en el Congreso por tercera y última vez antes de la aprobación de la ley, que lleva un retraso de más de dos años frente a los plazos que se pedían desde Bruselas para su puesta en marcha y que debe integrarse sí o sí en el sistema jurídico español al ser una transposición de una directiva europea de 2015.

Todas las enmiendas aprobadas se han añadido a propuesta y con los votos a favor del grupo parlamentario del Partido Popular, que tiene mayoría absoluta en la Cámara Alta. Son varios cambios que modifican sustancialmente las condiciones para las entidades a su favor, con alguno que actúa a favor de los consumidores.

Estos cambios llegan en un momento decisivo de la legislatura, con el apoyo a los Presupuestos a punto de hacer saltar por los aires al ejecutivo de Pedro Sánchez

No obstante, estas modificaciones vienen en un momento de la legislatura clave, cuando este próximo miércoles llega al Congreso una votación de relevancia sobre el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estados que, en medio de la rotura del diálogo entre la Generalitat y el Gobierno español, podría dejar a este último en minoría e invalidar todo el procedimiento legislativo si el Ejecutivo no consigue apoyos para sacar adelante su iniciativa presupuestaria. Así que esta sustancial mejora para los bancos podría quedar en agua de borrajas. Estas son algunas de sus medidas.

Doblar amortización anticipada

Una de las enmiendas propone subir la amortización anticipada de una hipoteca a tipo fijo. El Congreso de los Diputados proponía un máximo del 2% de penalización en los primeros 10 años y 1,5% después, y los senadores suben al 4% en 10 años y 3% después.

Según HelpmyCash, la penalización sólo se aplicaría ante una pérdida financiera para el banco y sería de un máximo de 200 euros para devolver 10.000 euros de golpe (con la propuesta del Congreso) y un máximo de 400 con el cambio introducido en el Senado.

Acabar pólizas de prima única

Son pagos que los contratos hipotecarios pueden incluir para pagar íntegramente al inicio de la hipoteca en concepto de seguros para varios años. Con otro cambio propuesto por el PP, los bancos sólo podrían ofrecer seguros vinculados a hipotecas de forma anual, y ya no podrían obligar al cliente a abonar 4.000 o 5.000 euros de golpe por un seguro para un lustro ou na década. Con esta enmienda se pretende que las pólizas ofrecidas por las entidades se puedan renovar siempre de año en año, lo que le daría al cliente la opción de comparar su seguro con el de otras compañías y la posibilidad de cambiarse cada 12 meses”.

Retrasar la entrada de los cambios

Con otro cambio propuesto por el grupo dirigido por Ignacio Cosidó (líder del PP en el Senado), se retrasa de 30 a 90 días el tiempo a pasar para entrada en vigor de la ley hipotecaria desde su publicación en el BOE. Con este cambio la normativa no se aplicaría efectivamente hasta mayo cuando anteriormente entraría en marzo.

Además se retrasaría aún más la entrada en vigor de los artículos 14 y 15, que regulan aspectos tan importantes como el reparto de los gastos de constitución, la información que deben recibir los clientes antes de la contratación o el test que debe pasarse en la notaría para certificar que se ha facilitado toda la documentación pertinente. Estos no entrarían en vigor hasta el “desarrollo reglamentario de las especificaciones de los medios telemáticos que deberán utilizarse para la remisión de la documentación al notario”, así que su aplicación quedaría a merced de la celeridad de los legisladores, según el comparador hipotecario.

Quitar el impuesto hipotecario

A partir del cambio de regulación hecho por el Gobierno de Pedro Sánchez, es la entidad bancaria la que tiene que hacer frente al impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD), que oscila entre el 0,5% y el 1,5% del total del préstamo hipotecario. Ahora, el grupo del PP en el Senado facilita la vida a los bancos proponiendo en sus enmiendas que estén exentos de pagar el tributo cuando concedan una hipoteca de primera vivienda, que son en términos efectivos las que más se firman.

Igualmente habría parte de los préstamos hipotecarios que quedaría exenta del AJD si se utilizara para realizar cambios en la calificación energética de la vivienda. Es decir estos préstamos que fueran para ahorros de energía también podrían evitar pagar este molesto impuesto que tantos problemas ha causado en el Tribunal Supremo durante el pasado otoño.

Últimas noticias