Economía

Los empresarios británicos y europeos piden hacer el comercio y no la guerra tras el ‘Brexit’

Brexit
Theresa May y Donald Tusk en Downing Street (Foto. Getty)
0 Comentar

Los empresarios británicos y europeos piden un acuerdo comercial ambicioso entre Reino Unido y la Unión Europea (UE) tras la activación oficial del Brexit a finales de marzo. Exigen máximo entendimiento entre ambas partes para asegurar el crecimiento y el empleo, entienden que un naufragio de las negociaciones podría traer amargas consecuencias.

Ya no es solo un entendimiento entre el Gobierno británico y la Comisión Europea, ahora el debate se abre, como no podría ser de otro modo, en el seno empresarial. Carolyn Fairbairn, directora general de la Confederación de la Industria Británica (CBI) ha hecho un llamamiento a los políticos para que se centren en lo que de verdad importa: conseguir un acuerdo comercial que no haga perder dinero a las compañías.

Fairbairn, que comenzó su carrera en el Banco Mundial, ha pedido a los mandatarios involucrados en la negociación que se alejen de la política y tengan en cuenta el futuro del comercio. “Las dos partes tenemos un gran interés en que prosperen las relaciones comerciales entre Reino Unido y Europa, esto no es un juego”, ha declarado.

Sin duda, tal como ha señalado, la economía de hoy está férreamente conectada por lo que están condenados a entenderse. “Nuestra riqueza se basa en cadenas de suministros que cruzan las fronteras y las naciones, nuestros destinos están entrelazados”, ha dicho la empresaria.

Theresa May, primera ministra de Reino Unido, tuvo muy presente el tratado comercial que se firme en el pacto final, de hecho, fue uno de los puntos que más desarrolló en su carta a Donald Tusk. Sin embargo, el escenario no se presenta tan positivo, sobre todo porque desde la UE exigen al país británico el pago de alrededor de 62.000 millones de euros por el ‘Brexit’.

La directora de la CBI en una conferencia en la Universidad de Cambridge entiende que el abono de esta cantidad es importante y que hay que pelear, sin embargo, explica que una salida de Europa sin acuerdos comerciales tendrá “efectos escalofriantes”.

Aclara, además, que “sin un acuerdo perderemos todos, dejar la mesa sin negociación no debe ser ni el Plan B ni el Plan Z”. Sea como sea, señala, tanto a un lado como a otro del Canal de la Mancha “las empresas son creadoras de riqueza, generan puestos de trabajo, apoyo para las familias y cambian, en definitiva, sus vidas”, ha aclarado.

Defensa del comercio libre

El ‘Brexit‘ puede poner palos en las ruedas y no permitir que Reino Unido acceda a la UE, su principal mercado. De hecho, Europa compra el 45% de las exportaciones que salen de suelo inglés.

May ya explicó ante el Parlamento que desea “un acuerdo de comercio libre para que las empresas tengan la mayor libertad para operar”. Además, dejó ver que, efectivamente irá a por todas para mantener los intereses económicos del país en Europa, aunque señaló que “la defensa de esto no puede entrar en conflicto con la voluntad del pueblo inglés”.

Últimas noticias

Lo más vendido