Economía

EN CONTRA DE LA OPINIÓN DE LUIS DE GUINDOS

Guerra Montoro-Guindos: no habrá beneficios fiscales para que directivos de la City vengan a Madrid

Guerra Montoro-Guindos: no habrá beneficios fiscales para que directivos de la City vengan a Madrid
El ministro de Economía, Luis de Guindos, y el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro (Foto: Efe).
0 Comentar

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, no quiere ceder y rechaza crear un paquete de incentivos fiscales para atraer a los directivos financieros londinenses con el objetivo de que Madrid se convierta en la nueva City tras la salida de Reino Unido de la Unión Europea (el conocido como Brexit). Y ello a pesar de que el ministro de Economía, Luis de Guindos, ha expresado la conveniencia de captar a los gestores británicos de grandes firmas financieras y ofrecerles un entorno fiscal favorable.

Según ha podido saber OKDIARIO, las grandes entidades financieras y gestoras de fondos de inversión con sede en Londres que estudian mudarse a Madrid una vez que se concrete el Brexit han constatado la negativa del departamento que dirige Montoro a introducir reformas tributarias para captar a los directivos. La cuestión no es baladí, ya que entidades tan importantes como UBS, Lloyds,  JPMorgan, Goldman Sachs y Citigroup han manifestado su interés es instaurar sedes en la capital de España tras la salida de Reino Unido de la UE.

El rechazo de Hacienda no se circunscribe sólo a los ejecutivos y directivos, sino que se extiende también al régimen fiscal de las empresas de inversión. “Todos deberán pagar el mismo Impuesto de Sociedades que abonan las compañías españolas porque no es de recibo que se plantee un modelo alternativo sólo para los procedentes de Reino Unido”, indican fuentes gubernamentales. La única posibilidad sería que la Comunidad de Madrid aprobara una rebaja fiscal en los tramos autonómicos que le permite la normativa (en este caso e IRPF), aunque no sería una propuesta lo suficientemente atractiva como para inclinar la balanza.

Las fuentes consultadas indican que el ministro de Economía utilizó una parte de su tiempo en el último Consejo de Ministros del Gobierno en funciones (en noviembre de 2016) para presentar un informe sobre las oportunidades que supondría para la economía española captar inversores de la City tras el Brexit.  Sin embargo, las entidades financieras internacionales  con sede en Londres que han consultado a Hacienda, al Banco de España y a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) constatan que, de momento, no habrá incentivos fiscales para el plan de Guindos.

Y es que Montoro no está dispuesto a emular a otros candidatos para sustituir a Londres como la principal plaza financiera europea, que están planteando rebajas fiscales en la línea de las solicitadas por su compañero de Gobierno. De hecho la cuestión está generando sorpresa en la City, ya que los bancos de inversión que trabajan en la capital británica no comprenden muy bien cómo un ministro les traslada una idea y luego otro (el que tiene la competencia real) la rechaza.

Guindos–Montoro: historia de un desencuentro

No es la primera vez que existe una discrepancia entre ambos miembros del Gobierno. De hecho los enfrentamientos entre los titulares de Hacienda y Economía son bastante frecuentes.  La última vez que se enfrentaron fue a cuenta de las previsiones económicas enviadas a Bruselas para cumplir los compromisos de déficit público y retomar la senda del equilibrio presupuestario.

En otra ocasión, el pasado mayo, Montoro y De Guindos también mostraron diferentes criterios sobre el plazo extra que debía negociar España con Bruselas para evitar la sanción por el incumplimiento fiscal de 2015 y establecer un nuevo calendario para reducir el déficit público y situarlo por debajo del 3% del PIB, tal como establece el Pacto de Estabilidad y Crecimiento de la UE.

La financiación de Cataluña ha sido otra de las cuestiones que ha separado a ambos ministros. Tal como publicó OKDIARIO, el choque de trenes se produjo en ausencia de Mariano Rajoy y tuvo tiene su origen en el vencimiento de una línea de crédito de 300 millones de euros concedida por el Banco Santander a la Generalitat y avalada por el Estado.

Últimas noticias

Lo más vendido