El mercado libre de la electricidad desmiente a los intervencionistas: el precio se desploma un 33%

Luz
Foto: Getty Images
Comentar

El sistema de fijación del precio de la electricidad en el mercado mayorista (el denominado pool) registra este sábado un desplome del importe del megavatio hora (MWh) del 33% respecto al máximo registrado el pasado miércoles. Este dato desmiente los argumentos intervencionistas que se han utilizado los últimos días para defender una mayor regulación del sector.

En concreto, los datos del operador del mercado OMIE revelan que el precio de la electricidad se situa este sábado en una media de 61 euros por MWh, frente a los 92 euros que rozó el miércoles. Es el importe más bajo de los últimos quince días y su reducción se basa en dos factores: el descenso de la demanda por la llegada del fin de semana y el aumento de la oferta debido, entre otros factores, al cambio de las condiciones meteorológicas que han permitido un incremento de la producción de electricidad.

El funcionamiento del pool (el citado mercado mayorista) que ha sido tan criticado en los últimos días por los partidos políticos (incluyendo a responsables del PP) es simple, aunque la mayoría de los españoles los desconozca. Para cada hora productores y consumidores presentan ofertas a través de sus representantes o agentes comercializadores y de esta subasta sale el precio. A esta cantidad hay que sumar los costes regulados (peajes) y los impuestos, que suponen más de la mitad del coste final que pagan las empresas y los hogares en sus facturas.

Los datos de OMIE indican que este sábado la hora en la que el precio del mercado mayorista será mayor es las ocho de la tarde, con un importe de 80 euros por MWh, una cantidad que está muy lejos de los 100 euros que llegó a alcanzar durante la pasada semana. El precio más barato de este sábado es a las seis de la madrugada, con 41 euros por MWh. Estos importes se aplican a los hogares que tienen instalados contadores inteligentes y el sistema de tarificación por horas, entre los que figuran aquellos que contratan el Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC).

Tanto el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, como el el ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, avanzaron que se produciría esta rebaja del precio de la electricidad en el mercado libre. Tal como pasa todos los años hay unos determinados periodos en los que existen picos de demanda que coinciden con reducciones de oferta que presionan al alza sobre el precio del pool, pero en términos globales (anuales) el importe del MWh es estable y permite que productores y consumidores se beneficien del sistema.

Para bajar la factura: reducir el el IVA del 21% al 4%

Si el Ejecutivo desea rebajar el importe de la factura eléctrica que abonan los hogares y las empresas tiene la posibilidad de declarar el consumo eléctrico como un “bien de primera necesidad”, lo que supondría rebajar el tipo de IVA del actual 21% al 4%, lo que generaría de forma automática un ahorro del 14% de la factura mensual.

Según los datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) el gasto promedio de los hogares españoles en electricidad es de 56,3 euros al mes, con impuestos indirectos incluidos. Esto supone que cada familia paga una media de 9,77 euros en concepto de IVA con un tipo del 21%. Si el Ejecutivo decidiera aplicar el tipo superreducido del 4%, la factura media sería de 48,39 euros, lo que supone una rebaja del 14% respecto a los 56,3 euros actuales.

Sin embargo, la necesidad de reducir la brecha fiscal de la economía española descarta que el Gobierno vaya a aprobar la citada rebaja fiscal, al menos por el momento. En lugar de ello el Ministerio de Energía ha decidido cuestionar la competencia en el sistema de formación de precios del mercado mayorista (pool) y ha anunciado que intervendrá en el mercado del gas para rebajar el precio de esta materia prima, que es la que se utiliza como fuente de energía en las centrales eléctricas de ciclo combinado. No obstante, fuentes del sector energético consultadas por OKDIARIO confían en que esta iniciativa no se lleve a cabo, a pesar de que la Fiscalía ha tomado cartas en el asunto.

Subvenciones a renovables, al carbón y varios impuestos

Entre los costes regulados destacan los destinados a sufragar el transporte y la distribución de electricidad, las subvenciones a las fuentes renovables y a los generadores extrapeninsulares (Canarias, Baleares, Ceuta y Melilla), los pagos por capacidad (a centrales que garantizan la seguridad de suministro), y las subvenciones a la producción de carbón nacional. Este año el Gobierno ha congelado los peajes y cargos eléctricos con los que los consumidores sufragan los costes regulados, pero no los ha bajado.

En cuanto a los impuestos, además, del IVA, está el Impuesto sobre la electricidad (un gravamen especial similar al existente sobre el tabaco o las bebidas alcohólicas) y una batería de tributos a la generación, tales como el impuesto sobre el valor de la producción de energía eléctrica, el canon por utilización de aguas para la producción de energía eléctrica, los tributos aplicables a los procesos de generación con energía nuclear, el impuesto al consumo de gas natural en centrales eléctricas, el impuesto especial sobre el consumo de carbón y los distintos tributos medioambientales establecidos por las comunidades autónomas.

Últimas noticias