El joven tenista rechaza las acusaciones del entrenador español

Continúa la guerra entre Zverev y Ferrero

Continúa la guerra entre Zverev y Ferrero
Juan-Carlos-Ferrero-y-Zverev-durante-un-entrenamiento-antes-de-tomar-caminos-por-separado-(Getty)
Comentar

Semanas después de conocerse la ruptura entre Juan Carlos Ferrero y Alexander Zverev como entrenador y jugador, continúa sucediéndose el cruce de palabras entre uno y otro. Pese a que ambos han preferido hablar de un final “amistoso”, lo cierto es que siguen lanzándose pequeñas pullas.

El valenciano comentó que “frecuentemente llegaba tarde a los entrenamientos“, siendo la falta de disciplina el motivo principal por el que habrían decidido tomar rumbos separados. Y Zverev ha aprovechado su presencia en el primer Masters 1000 de la temporada para responder a su ex entrenador desde Indian Wells.

Fui yo quien acabó con la relación después de lo que ocurrió en Australia. Para decir la verdad, nunca he llegado tarde a ningún entrenamiento en toda mi vida así que no sé muy bien qué decir. He llegado tarde a conferencias de prensa o cuando he quedado con el equipo para cenar, pero sólo para este tipo de cosas que no son demasiado importantes”, señalaba el joven tenista para el que la falta de puntualidad no debe de ser un problema.

Ferrero, que renunció a ser  capitán de la Copa Davis por continuar al lado de Sascha, sufre ahora el revés de su decisión. Su valía como entrenador la ha demostrado, pues con su ayuda, el joven alemán ganó en Washington y, mucho más importante, el Masters 1000 de Canadá ante Federer. Éxitos que le permiten al alemán guardar buenos recuerdos de Ferrero.

“Aún así, la relación fue buena el tiempo que duró. Estoy feliz por el trabajo que hicimos. Desgraciadamente tuvo un final pero ahora los dos debemos caminar hacia adelante”, indicó el alemán que pretende guardar el hacha de guerra… o no.

Yo no voy a decir nada malo sobre Ferrero. Si él sí quiere decir algo malo sobre mí es su decisión pero no voy a entrar más en este juego“, aseguraba, al tiempo que señalaba orgulloso: “Mi padre es el mejor entrenador que hay”.

Últimas noticias