Golazo de falta ante el Celta B

Vinicius vuelve a demostrar a Lopetegui que está para ser titular: ¡vaya golazo de falta!

Comentar

Vinicius volvió a brillar con el Castilla ante el Celta B

Hizo un golazo de falta para lograr el empate y terminó siendo expulsado de manera injusta

Vinicius volvió a ser clave en el empate que el Castilla logró ante el Celta B en Galicia. Tras una primera parte donde el delantero no terminó de brillar, en el segundo tiempo desató todo su fútbol, hizo un golazo de falta y terminaría siendo expulsado de forma injusta.

En la primera mitad Vinicius estuvo extremadamente desaparecido. Ni el brasileño se sintió cómodo ni sus compañeros fueron capaces de encontrarle. El Castilla, que dominó el partido en los 45 primeros minutos, no fue capaz de volcar el juego a la banda ocupada por el ’11’. El joven atacante, que no entraba en juego, sufrió como todavía no lo había hecho con el filial. Una buena jugada personal en la que se deshizo de sus rivales con un auto-pase en la que trató de hacer diana con un remate de cabeza que se marchó por poco y un disparo desde la frontal que salió desviado fueron sus únicas participaciones. A su desesperación había que añadirle un gol del Celta que daba ventaja a los gallegos

El segundo tiempo fue otra historia para Vini y para el Castilla. El equipo le encontró y el crack comenzó a lucir. Todas las jugadas de ataque pasaban por sus botas y los jugadores del Celta sólo eran capaces de pararle con faltas. Agarrones, entradas, patadas, todo valía para frenar las acometidas de Vinicius. El árbitro, correcto en un primer momento, tiró de amarillas con acierto para castigar la dureza de los gallegos. Pero nadie era capaz de pararle de forma legal. En estas, y tras recibir la enésima falta, se quejaba y terminaba viendo una amarilla que le costaría muy cara.

Vinicius continuó haciendo diabluras y poniendo en jaque a la defensa del Celta una y otra vez, hasta que llegó su premio. Un lanzamiento de falta desde la frontal lo terminaría colando por la escuadra para poner las tablas en el luminoso. Minutos después, tras caer y entender el árbitro que había fingido, era expulsado de forma rigurosa. El Castilla perdía las opciones de ganar, pero Vinicus volvió a demostrar que está listo para cotas mayores.

Últimas noticias