SOSPECHA QUE PODRÍA HABER IRREGULARIDADES

La Hacienda italiana investiga a Icardi por sus derechos de imagen

La Hacienda italiana investiga a Icardi por sus derechos de imagen
Mauro Icardi, cabizbajo en un partido del Inter. (Getty)
Comentar

La Hacienda italiana ha puesto su foco en Mauro Icardi. El delantero del Inter de Milán, que suena con fuerza como posible refuerzo del Real Madrid en el próximo mercado de fichajes, está siendo investigado por presuntas irregularidades en la tributación de sus derechos de imagen.

Según ha podido saber OKDIARIO, el fisco italiano estaría revisando si algunos contratos firmados a nombre de Mauro Icardi han sido cobrados y declarados a través de la empresa WMF (World Marketing Football), administrada por su mujer y representante, Wanda Nara.

De esta forma se sospecha si dichos contratos, entre los que se encuentra el que vincula a Icardi con Nike, en lugar de ser tributados como persona física lo han sido como sociedad a un tipo impositivo del 24%, tal y como regula la fiscalidad italiana.

Wanda Nara habría gestionado que las cantidades investigadas, que rondan los tres millones, fuesen pagadas a través de WMF y no a Icardi.

De momento, todo se encuentra en fase de investigación para verificar si realmente se han podido cometer irregularidades. En el caso de confirmarse, Mauro Icardi podría tener que enfrentarse a la justicia italiana para solucionar el posible fraude exponiéndose a diferentes multas y sanciones.

El delantero del Inter de Milán ha estado vinculado al Real Madrid en los últimos meses, debido al interés blanco en buscar un hombre para reforzar la delantera tras los problemas exhibidos con el gol. Sin embargo, la negativa neroazurra a negociar, unida al rechazo de Zidane a nuevas incorporaciones frenaron la llegada del argentino… al menos hasta el verano.

Según la prensa italiana, Icardi estaría a punto de firmar un nuevo contrato con el Inter. El argentino pasaría a cobrar siete millones de euros netos por temporada, casi el doble de lo que percibe ahora y el club italiano conseguiría aumentar su cláusula de rescisión hasta los 200 millones de euros. Además, el ariete ampliaría su vinculación hasta 2022, un año más de lo que ya tenía firmado.

Sin embargo, en los últimos días Icardi ha revolucionado el mundo del fútbol con unos enigmáticos mensajes publicados en sus cuentas oficiales en las redes sociales sembrando dudas sobre su salida del conjunto italiano.

“Poder decir adiós es crecer”, rezaba la fotografía publicada por Icardi en su cuenta oficial de Instagram, acompañada de unas letras del propio jugador. “Chau Chau”, publicó también en su cuenta de Twitter, donde los usuarios rápidamente compartieron la publicación, disparando los rumores sobre una posible salida del Inter.

Últimas noticias