OCTAVOS DE FINAL DE COPA DEL REY

Messi y Jordi Alba lideran la manita al Celta (5-0)

Messi y Jordi Alba lideran la manita al Celta (5-0)

El Barcelona ya está en cuartos de final de la Copa del Rey. El conjunto dirigido por Ernesto Valverde pasó por encima del Celta y endosó una manita al cuadro gallego en la vuelta de octavos (5-0), una victoria liderada por la sociedad formada por Messi y Jordi Alba, protagonistas de los tres primeros goles azulgranas.

El Barça sabía lo peligroso que era el 1-1 de la ida y salió muy enchufado, mandando en el partido, apretando arriba a los de Unzué y llegando con peligro a la portería de Sergio. Y si encima Messi tiene el día… El argentino aprovechó un buen centro de Jordi Alba por la izquierda para abrir el marcador en el minuto 12. Y dos minutos después, los mismos protagonistas y el segundo tanto del conjunto azulgrana. Una gran jugada entre el lateral y el ’10’ acabó en el 2-0, también obra de Messi, que en apenas un cuarto había decidido el partido y la eliminatoria con la importante colaboración de un Jordi Alba que está en un momento de forma espectacular.

Messi-Alba, una sociedad brillante

El Celta era como un boxeador al borde del KO en el primer asalto. No paraba de encajar golpes y los suyos no conectaban con el adversario. Messi tenía ganas de devolver los ‘favores’ a Jordi Alba, y lo hizo en el minuto 28 con un centro diagonal teledirigido que el de Hospitalet aprovechó para hacer el 3-0. Y si a un Barça que está en modo apisonadora encima le haces regalos, lo normal es recibir una sonrojante goleada. Un error en cadena del Celta propició el 4-0 en el 31′, obra del siempre pillo Luis Suárez. Con ese resultado y tras un repaso de época se llegó al descanso en el Camp Nou, con Coutinho en el palco disfrutando con sus nuevos compañeros.

El paso por los vestuarios calmó en cierta medida el hambre de goles que tuvo el Barcelona en la primera parte. El Celta salió algo más atrevido y los de Valverde redujeron una marcha. Messi se marchó sustituido y ovacionado en el minuto 58 para dejar su sitio a Dembelé, que en el 68′ protagonizó una bonita acción personal. El técnico agotó los cambios muy pronto para dar descanso a Piqué, Messi e Iniesta, y el Barça cambió de cara, aunque seguía siendo superior al Celta.

Hubo tiempo para ver quizás los mejores minutos de Dembelé con la camiseta del Barça y también para que el joven Arnaiz volviera a correr la banda del Camp Nou, aunque en esta ocasión no vio puerta como en las anteriores citas coperas que disputó. La guinda al partido la puso Rakitic con un gol de cabeza a la salida de un córner en el minuto 87. El croata remató sólo y certificó la manita del Barça a un Celta que estuvo muy por debajo del nivel esperado.

Comentar

Últimas noticias