El 2018 de Nadal: un calendario para retener el número uno

Nadal
Nadal celebra un punto. (AFP)

El número uno de la ATP quiere seguir siéndolo en 2018. Rafael Nadal ha programado, junto a su renovado cuerpo técnico liderado por Carlos Moyá y Francis Roig –ya no está Toni Nadal– un calendario con ajustes importantes y llamado a equilibrar el rendimiento del tenista líder del ránking durante toda la temporada, en la que cumplirá 32 años. La idea es renunciar a algunos torneos, como ha asegurado el propio jugador y dejar el esfuerzo repartido en 18 o 19 contiendas que podrían servirle para gobernar un año más el tenis mundial.

Nadal comenzará su andadura en el torneo de Brisbane, algo que dista de lo habitual, pero que representará una novedad de cara a preparar de la manera más acertada el primer gran objetivo del año, el Open de Australia. En las pistas de Melboune Park, el actual número uno del mundo tratará de defender la final lograda en 2016, en un escenario que presenciará la reaparición al máximo nivel de dos de sus grandes rivales, Djokovic y Murray, tras un año complicado.

Después de participar en el primer Grand Slam del año, Nadal descansará en lo que a torneos ATP se refiere hasta la última semana, en la que formará parte del cuadro final del torneo de Acapulco, donde el año pasado jugó y perdió la final frente a Sam Querrey. El abierto mexicano, que se disputa en pista dura, será la única parada de Rafa en el continente americano antes de iniciar el doblete de Masters 1000 en Indian Wells y Miami.

Por segundo año consecutivo, la tierra deberá esperar a la tercera semana de abril, fecha del inicio del Masters 1000 de Montecarlo, lugar fetiche para Nadal y en el que volverá a repetir un año más, a pesar de no tratarse de un torneo obligatorio para los jugadores. Rafa sabe que no hay mejor manera de empezar la temporada de arcilla que en el Principado, y ahí pondrá la máquina a funcionar antes de parar, en semanas casi consecutivas, en Barcelona –Conde de Godó–, Madrid y Roma, donde acostumbra a lograr –y defender– un importante colchón de puntos para el resto de la temporada.

Nadal
Rafael Nadal, con la copa de campeón de Roland Garros. (Getty)

La gira de tierra batida promete unos resultados notables para el manacorense, pero siempre con el objetivo de llegar con una preparación medida para Roland Garros, el único Grand Slam con un mismo campeón en 10 ocasiones. Nadal volverá a las pistas donde ascendió a leyenda del tenis en busca de la Undécima y seguir aumentando un récord de otro mundo. Ver a Rafael levantando la Copa de los Mosqueteros podría resultar el broche de oro a la primera parte de 2018, en la que el torneo de Rotterdam habrá desaparecido de su calendario de cara a llegar más fresco a la segunda mitad, que comenzará en Londres.

Las pistas de Queen’s, que ya saben lo que es ver a Rafa levantar los brazos, ejercerán de campo preparativo de Nadal para lograr un buen papel en Wimbledon, algo que se ha convertido en objetivo primordial para el tenista de Manacor, que sabe de sus cualidades en hierba, pero también de la decepción que supuso –y para él el primero– la derrota en octavos de final frente a Muller en 2017.

Las US Open Series, en concreto los Masters 1000 de Toronto y Cincinnati, tendrán a Nadal entre los presentes siempre y cuando el calendario no haya mermado sus atributos físicos, algo que provocaría un parón. Y es que al español aún le espera un plato fuerte más, y éste no es otro que la defensa del US Open, en las icónicas pistas de Flushing Meadows, que bien podrían confirmar un año más del manacorense en lo más alto del ránking mundial.

Después de ello, Rafa tendrá tiempo para pasar al continente asiático para competir en Pekín y el Masters 1000 de Shanghai, antes de realizar las últimas paradas en París-Bercy y el Masters de Londres, el único de los torneos grandes del calendario que no han caído del lado de Nadal.

Copa Davis y Laver Cup, en los planes

Más allá del calendario ATP, hay dos torneos más que Rafa Nadal tiene apuntados en el calendario y en los que formará parte si la carga de partidos no es demasiado fuerte para sus piernas. El manacorense ya ha hablado con el capitán español de Copa Davis, Sergi Bruguera, mostrándole su disposición a participar en las eliminatorias que comenzarán con un España-Gran Bretaña en primera ronda.

Además, la Laver Cup, en la que pudimos ver por primera vez a Nadal y Federer compitiendo en equipo, se encuentra entre los planes de Rafa para este 2018, donde se celebrará en Chicago y el equipo europeo intentará revalidar el triunfo de 2017 frente a un combinado de jugadores mundiales.

Temas

Comentar

Últimas noticias