Tres futbolistas contra cien niños, el original partido de fútbol en Japón

Tres futbolistas contra cien niños, el original partido de fútbol en Japón
¿Cien niños contra tres jugadores internacionales? Sólo en la televisión de Japón

Japón es un país que puede resultar sorprendente en muchos sentidos. La cultura asiática tiene costumbres diferentes a las que estamos acostumbrados en occidente. Incluso en lo deportivo. Muestra de ello es el partido de fútbol que organizan por año nuevo en el país: juntan a estrellas de la selección internacional para que jueguen contra decenas de niños. El de este año ha sido un tres contra cien.

Tradición anual

Este partido de fútbol se ha convertido en una divertida tradición anual en Japón. Este año han jugado los jugadores internacionales Hotaru Yamaguchi, Hiroshi Kiyotake (ex-jugador del Sevilla F.C.) y Yosuke Ideguchi. Las reglas son sencillas: el primer equipo que anote dos goles, gana. Los futbolistas profesionales tienen que hacerlo en la portería rival en la que hay diez niños porteros. Además tienen que sortear previamente a los noventa niños que se colocan de treinta en treinta. Por su parte, los niños pueden marcar gol si el balón cruza por los postes que hay en las bandas.

El resultado, como puede verse en las imágenes mostradas, es una avalancha de niños corriendo detrás del balón que hasta se tropiezan entre ellos mientras que los profesionales dominan el esférico. Al final, el combinado formado por los tres jugadores internacionales ganó el partido por 2 a 1. Pese a no abusar de sus cualidades físicas y habilidades, los jugadores tuvieron que sudar la camiseta. Eso sí, anotaron sus goles aprovechando la desventaja de su rival: mediante suaves vaselinas, lanzamientos por encima de la cabeza de los niños que los porteros no pudieron atajar.

El partido es narrado en la televisión nipona con el tono humorístico característica de la parrilla televisiva japonesa. Disfrutan especialmente cuando se dan momentos caóticos o cuando los jugadores profesionales se zafan de muchos jugadores. Un partido curioso, original y muy divertido de ver pese a que no dura más de 10 minutos.

Comentar

Últimas noticias