Curiosidades

La red social ha invertido en un proceso de fecundación para salvar la especie

El último rinoceronte blanco del norte busca perpetuar la especie con Tinder

Rinoceronte blanco del norte
Sudan está custodiado las 24 - Natrional Geographic
0 Comentar

El rinoceronte blanco es una de las especies en peligro de extinción con menos ejemplares del planeta. Esta es la historia de Sudán, el último de todos, es decir, el único de su especie. La caza furtiva ha ido mermando la población hasta llegar a este límite, pero todavía tiene esperanzas. Sus relaciones sentimentales tampoco han sido para tirar cohetes, habiendo tenido dos “citas” sin final feliz debido a la edad. Aunque no todo está perdido, todavía tiene Tinder para buscar a su media naranja.

La reserva Ol Pejeta Conservancy junto a la popular red social se han unido para recaudar nueve millones de dólares. El proceso que quieren llevar a cabo es un tratamiento de fertilidad con el que esperan contribuir a garantizar el futuro del rinoceronte.

Rinoceronte blanco del norte en Tinder
Sudán busca pareja por Tinder

“Esto representa la última opción para salva la especie, después de que todos los intentos de reproducción resultaran en vano”, confirma Richard Vigne, director de la reserva de Ol Pejeta Conservancy. “Salvar a los rinocerontes blancos del norte es necesario si queremos que un día los rinocerontes vuelvan a introducirse en África Central. Ellos contienen rasgos genéticos únicos que les confieren la capacidad de sobrevivir en esta parte del continente”.

El rinoceronte más vigilado del mundo

Rinoceronte blanco del norte
Es el último ejemplar macho de rinoceronte blanco del norte

Los cuernos de rinoceronte son uno de los objetos más traficados del mundo. Si a esto le sumamos el poder tener el del último ejemplar de rinoceronte blanco, su exclusividad se multiplica. Esto ha provocado que Sudán tenga una guardia de 24 horas que le proteja. Aunque los conservacionistas le arrancaron el cuerno para que fuese cazado, todavía hay riesgos de ello.

Los científicos, ante la previsible extinción de la especie, recolectaron óvulos de rinocerontes blancos del sur, que alcanzaron con éxito las primeras etapas del desarrollo embrionario. El objetivo es hacer lo mismo con el rinoceronte blanco del norte, la especie de Sudán. Si todo sale bien, se podría conseguir una manada de 10 ejemplares para los próximos años.

Últimas noticias

Lo más vendido