Vetusta Morla enciende la chispa de su transformación en Salamanca

Vetusta Morla
Un momento de la actuación de Vetusta Morla en Salamanca (Foto: Efe).
Comentar

Era un reto para la banda de Tres Cantos (Madrid) tocar en directo su último trabajo “Mismo sitio, distinto lugar” por su coqueteo con la música electrónica sin renunciar a su esencia de grupo de local… pero Vetusta Morla ha sabido, una vez más, mutar su piel que además, es aún más femenina.

Salamanca, la ciudad que hace un mes recibía a Bob Dylan, ha sido escenario esta noche del inicio de la gira ibérica de este grupo de amigos que llevaba casi dos años sin actuar en España, un tiempo en el que han dado un “pequeño salto mortal” cerrando una exitosa etapa anterior con tres discos y abriendo una nueva en la que han sabido aprovechar su pasado para mirar al frente con la ilusión de un niño.

Seis minutos sobre la hora de inicio y después de una emocionante actuación de “Alice Wonder”, Vetusta Morla ha comenzado con “Mismo sitio, distinto lugar”, que da nombre al disco, un tema tranquilo y sin prisas con el que han ido poniendo la maquinaria en marcha.

“Deséame Suerte” y “El discurso del Rey”, ambas también del último álbum y quizás de las que cuentan con mayores aportes de sintetizadores, han sonado muy orgánicas y directas en su puesta en escena, aunque no ha sido hasta “Palmeras en la Mancha” y ese ritmo de batería de David “El Indio” a lo Elvis Presley cuando los 5.500 asistentes han implosionado en el universo Vetusta.

Las cuatro pantallas gigantes, tres para la banda y una tras el escenario con audiovisuales de la artista Begoña Aróstegui y escenografía de Maxi Gilbert, han favorecido esa inmersión en el tránsito y transformación constante de este grupo, siempre comprometido política y socialmente y que, esta vez, ha lanzado varios mensajes de apoyo a las mujeres: “Sólo sí, es sí”.

 

 

 

Últimas noticias