Conoce los diferentes tipos de cesáreas

cesáreas
Tipos de cesáreas. Conócelos
Comentar

Un parto eutócico, es decir natural y sin necesidad de utilizar instrumental, es con el que sueñan las embarazadas. No obstante, tenemos que saber que, en ocasiones, se dan situaciones que hacen imposible hacer realidad ese anhelo. En esos casos, los llamados partos distócicos, cabe la posibilidad de que haya que traer al niño mediante uno de los diversos tipos de cesáreas que existen.

Sigue leyendo y podrás conocerlos a fondo.

¿Qué es la cesárea?

Lo primero que vamos a hacer es darte a conocer de forma clara qué es la cesárea. Pues bien, debes saber que se trata de una intervención quirúrgica que se le realiza a la gestante para, mediante la abertura del abdomen y del útero, poder conseguir extraer el feto así como la correspondiente placenta.

Cuando la mujer tiene alguna enfermedad cardíaca, cuando el tamaño de la cabeza del bebé impide que pueda salir por la pelvis de su madre, cuando se ha producido una pérdida del bienestar fetal o cuando el pequeño viene de nalgas son algunas de las situaciones que pueden traer consigo la necesidad de tener que realizar una cesárea.

Tipos de cesárea

cesáreas
Clases en base a distintos criterios

Una vez que has podido descubrir qué es la cesárea, llega el momento de que sepas que son varios los tipos que existen. Nos estamos refiriendo a algunos como los siguientes:

Según cuándo se decida llevarla a cabo

Si se tiene en cuenta como criterio para clasificar a las cesáreas el momento en el que se toma la decisión de realizarlas, podemos establecer la existencia de dos clases claramente definidas:

  • Cesárea intraparto. Como su propio nombre viene a indicar, se trata de una cesárea que se decide realizar durante el transcurso del parto. Es decir, el alumbramiento ha comenzado de forma normal y en un momento determinado, por alguna circunstancia en concreto que pueda poner en peligro la salud de la madre o del hijo, el equipo sanitario decide que la mejor opción es acometer la citada intervención quirúrgica para sacar al bebé.
  • Cesárea programada. Esta otra modalidad de parto es diferente a la anterior en tanto en cuanto que la misma no se decide en el “último momento” sino que se tiene claramente determinada desde hace tiempo. En concreto, en la recta final del embarazo o bien justo antes de que dé comienzo el parto se decide que va a llevarse a cabo por situaciones concretas referidas a la madre o a su hijo. Y es que se determina que la cesárea es la mejor manera para que se produzca el nacimiento del bebé sin complicaciones ni riesgos innecesarios.

Tipos de cesárea según la zona donde se realice la incisión

En el caso de que lo que se tenga en cuenta como criterio es la zona donde se lleva a cabo la incisión, podemos encontrarnos con dos tipos diferentes de cesáreas: la corporal y la segmentaria.

La cesárea corporal, por su parte, hay que exponer que ya se realiza en muy pocas ocasiones porque se considera que produce una gran rotura de fibras musculares y porque entraña grandes riesgos para la madre o para su hijo. Y es que, entre otras cosas, puede provocar una fuerte hemorragia.

Solo se llevará a cabo cuando la mujer ya ha sido sometida a una en otro parto anterior, cuando es imposible acceder de forma directa a lo que es el segmento inferior uterino o cuando va a asociada a una histerectomía, por ejemplo.

La incisión de esta cesárea se acomete a lo largo en la zona anterior del cuerpo uterino.

La cesárea segmentaria, que es la que se suele realizar de manera más frecuente. Se caracteriza porque el profesional médico que está al frente de la intervención opta por realizar el corte necesario para extraer al bebé en el segmento inferior del útero. Al llevarlo a cabo en esa área del cuerpo se considera que se va a facilitar la cicatrización porque, entre otras cosas, se procede a causar menos daños en las llamadas fibras musculares.

Hay que conocer que esa incisión puede ser de varios tipos:

  • En forma de T, consiguiéndose que haya más espacio para poder extraer fácilmente al bebé.
  • Transversa, que se considera la mejor opción por el hecho de que se producen menos daños.
  • Vertical, que solo se lleva a cabo en casos muy concretos.

Síguenos y estarás al día de una gran cantidad de información en pro de tu embarazo, de tu parto o incluso del posterior cuidado de tu bebé.

Temas

Últimas noticias