Embarazo

Semana 6 de embarazo: el embrión tiene una gran cabeza

Semana 6
0 Comentar

Tener información detallada de cómo va transcurriendo el embarazo es fundamental para la mujer. Y es que, de esta manera, puede conocer cómo va creciendo y desarrollándose el pequeño, sabe los síntomas que va a ir experimentando, conocerá los cambios que experimentará su cuerpo…Y precisamente por todo eso es por lo que hemos iniciado una serie sobre la gestación que hoy continuamos con la semana 6.

¿Quieres conocer qué caracteriza a esos días? Te lo contamos todo a continuación:

El embrión y sus cambios

semana 6

Sin lugar a dudas, unos de los datos más interesantes sobre este momento del embarazo es el estado en el que se encuentra el embrión y cómo va evolucionando. En este caso, lo que podemos establecer es que una de sus máximas características es que tiene una cabeza muy grande si se compara con el resto de su cuerpo. En concreto, esa viene a ser un tercio de todo el cuerpo.

Asimismo, se determina que puede contar con un tamaño de entre 2 a 4 milímetros. De la misma manera, ya tiene unas manchas oscuras en lo que es la zona de los ojos y huecos donde se desarrollarán las orejas.

Los pulmones y los intestinos se han comenzado a desarrollar de manera contundente, el cuello también empieza a hacerse notar y se considera que, a mediados de esta semana 6, dará un importante avance. ¿Cuál? Sus piernas y sus brazos pueden comenzar a moverse.

Además de todo lo indicado, podemos hacer hincapié en que se empiezan a formar el páncreas y lo que es el aparato genital.

Síntomas que experimenta la madre

Náuseas

Unos 500 gramos como máximo se considera que puede haber aumentado de peso la mujer durante estas seis semanas de embarazo. En la que nos ocupa va a tener que hacerle frente a una serie de síntomas propios de la gestación como son estos:

  • Náuseas.
  • Puede tener sensación constante de fatiga.
  • Cabe la posibilidad de que vomite, especialmente por la mañana nada más levantarse.
  • Sus pechos estarán más sensibles e incluso han aumentado de tamaño, aunque sea un poco.
  • De la misma manera, es muy habitual que las mujeres en este momento de la gestación comiencen a sufrir estreñimiento. Para poder hacerle frente deben comer mucha fruta así como alimentos que aportan importantes cantidades de fibra al organismo.
  • Tampoco hay que olvidar que es muy frecuente que las futuras mamás tengan que hacerle frente a lo que son síntomas como el ardor de estómago y un exceso de salivación. Para evitar el citado ardor hay que tener en cuenta que deben evitarse las comidas copiosas así como los platos muy picantes y especiados, por ejemplo.

Además de todo lo que hemos indicado, no hay que pasar por alto el hecho de que se considera que, a nivel interno, también se van produciendo cambios en el organismo femenino. En concreto, se establece que, aunque no lo note, experimenta transformaciones en la circulación sanguínea, en lo que es el ritmo de la respiración, en su metabolismo e incluso en el funcionamiento del hígado.

De la misma manera, no podemos olvidar que lo que sucede en numerosos casos es que las mujeres en este momento notan como su piel se vuelve mucho más suave.

Nutrición en la semana 6 de embarazo

semana 6
Zumos naturales, estupendos para una buena hidratación

Para poder sobrellevar de la mejor manera posible el embarazo y concretamente este momento, nada mejor que seguir los consejos de nutrición que dimos a conocer en un artículo sobre el menú en la semana 6. En concreto, entre las recomendaciones más relevantes se encontraban las siguientes:

  • Es necesario realizar cinco comidas al día y, en concreto, comenzar la jornada con un desayuno sano, completo y equilibrado. En este deben estar presentes desde los lácteos hasta la fruta pasando por los cereales.
  • Las frutas son de los alimentos que deben ingerirse varias veces al día, ya que aportan muchas vitaminas, entre otros elementos, al organismo. Además aportan pocas calorías.
  • En cuanto a la ingesta de carne, las más recomendables son la de pollo, pavo o ternera. Eso sí, lo ideal es tomarlas cocinadas adecuadamente, en pro de evitar contagiarse de toxoplasmosis. Es decir, está absolutamente prohibido comerlas crudas.
  • Desde el punto de vista del pescado, las variedades más recomendadas son la merluza o la lubina, por ejemplo.
  • La hidratación es fundamental, para que el organismo funcione adecuadamente. Por eso es necesario que la embarazada ingiera al día entre 1,5 y 2 litros de agua. De la misma manera, la hidratación también la puede realizar mediante zumos y batidos naturales.

Síguenos en Facebook y podrás ir conociendo cómo va evolucionado la gestación y qué cambios y novedades tienen lugar semana a semana.

Noticias relacionadas

Lo más vendido

Categorías

Últimas noticias