Cuidados del Bebé

Consejos para elegir una barrera de cama para el bebé

¿Plegable o no?

En uno de los momentos más cruciales de la vida de tu hijo te encuentras ahora. Puede parecer algo exagerado, pero no lo es. Y es que pasar de que duerma en la cuna a que lo haga en la cama es una señal de que ya va siendo mayor y tiene que empezar a contar con cierta autonomía. Además, de que eso os va a permitir a ti y a tu pareja poseer mayor intimidad. Eso sí, es importante que ese paso lo dé de manera segura, lo que pasa porque tengas que comprarle una barrera de cama adecuada.

Sí, porque, como sabrás, la misma lo que va a evitar es que, ante todo, tu pequeño pueda caerse y darse un golpe fuerte contra el suelo.

Ayudarte a lograr el mejor modelo es lo que queremos conseguir. De ahí que, a continuación, te vayamos a dar una serie de importante consejos para lograr tu objetivo. ¿Preparado para tomar nota?:

Las dimensiones

A la hora de tomar la decisión de adquirir una barrera de cama para tu bebé en lo primero que debes fijarte es en el tamaño que tiene. Concretamente debes prestarle atención a su longitud, ya que es la manera de que adquieras una que sea perfecta para donde va a dormir el pequeño.

En ese caso, no te preocupes porque en el mercado vas a encontrar medidas diferentes, tanto para lo que puede ser una cama estándar de 90 centímetros como para otra que tenga una dimensión mayor o especial.

Si es fija o abatible

No menos importante es que pongas atención a averiguar si la barrera de cama es fija o abatible. Con esto nos referimos a que, una vez que la instales en un lateral, quede tal cual o a que se pueda mover hacia arriba o hacia abajo. Esta segunda opción puede ser una verdadera ventaja tanto a la hora de hacer la cama como de acostar al niño si se ha quedado dormido antes de ir a su habitación o incluso de sentarse a su lado para leerle un cuento.

Los materiales con los que está realizada

Barrera de cama

Ni que decir tiene que también es vital que no elijas un artículo como el que nos ocupa sin antes mirar sus materiales. En concreto, tienes que asegurarte que los mismos le dan calidad y solidez. De la misma manera, no te olvides de que también es útil que sean fácilmente lavables, que les puedas pasar un paño húmedo y quedar impolutos. Y es que puede suceder que se vea manchada la barrera por cualquier situación en la que tu hijo pueda vomitar, se haga sus necesidades encima…

El sistema de fijación

En esta lista de consejos para comprar una barrera de cama para el bebé no podíamos pasar por alto que, de igual modo, es esencial que prestes atención al sistema de fijación que posee. Tienes que prestar atención a que el mismo no solo sea sencillo de acometer sino también que luego garantice que quedará perfecto y que no se va a soltar a la primera de cambio.

En este caso, ten presente que te vas a topar con modelos que se fijan de manera distinta: mediante tornillos, agarrándose a la cama por debajo del colchón, con un mecanismo de presión…

La resistencia

Ni que decir tiene que también es vital que te decantes por una barrera que sea resistente, que no se caiga ni se rompa con facilidad y que pueda soportar los golpes que tu hijo pueda darle mientras duerme. De no ser así lo que provocaría es que, al final, no sirviera para nada y se hubiera realizado un gasto innecesario.

¿Plegable o no?

Además de todo lo indicado, puede surgirte una duda: ¿compro una barrera plegable o una que no lo sea? Eso ya es una decisión absolutamente personal. No obstante, hay que tener en cuenta que si se puede plegar tiene consigo la ventaja no solo de que se podrá guardar fácilmente cuando no se utilice sino que se podrá llevar a cualquier lado. Así, tanto si viajas con tu pequeño como si se va a quedar a dormir en casa de los abuelos te la podrás llevar cómodamente en el coche e instalarla donde tu hijo va a descansar.

Otros consejos para comprar una barrera de cama

Además de todo lo que hemos indicado hasta el momento, es necesario que también pongas interés en otros aspectos importantes a la hora de adquirir este artículo. Tienes que apostar por una marca de referencia y debes fijarte en que su precio se ajusta al dinero que puedes gastar. Eso sin olvidar que es muy importante que cuente con zonas acolchadas para que si tu hijo se golpea contra la misma no se haga daño.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias