Nutrición

Bebé a punto de fallecer por culpa de ¡dos cacahuetes!

Bebé a punto de fallecer por culpa de ¡dos cacahuetes!
bebe-fallecer3
0 Comentar

Hay determinados alimentos que se considera que son muy peligrosos para los niños, en tanto en cuanto les pueden provocar no únicamente alergias sino también atragantamientos. Y eso es precisamente lo que ha traído consigo que haya estado una bebé a punto de fallecer por culpa de ¡dos cacahuetes!

Puede resultar increíble, pero es cierto. A continuación, te contamos todo lo ocurrido.

¿Dónde ha sucedido?

En Brasil es donde ha tenido lugar este hecho que ha podido acabar de manera trágica, aunque afortunadamente no ha sido así. En concreto, se ha producido en la ciudad de Sorocaba, que es donde viven las protagonistas de la historia.

Los protagonistas

Dos podemos decir que son fundamentalmente las figuras en torno a las cuales gira este caso que ha conmocionado a medio mundo:

  • Laura, una pequeña de un año y ocho meses, que ha sido la que ha estado a punto de fallecer tras comer unos cacahuetes.

  • Larissa Lopes, la madre de la menor. Una mujer que no ha dudado en llevar a su hija de médico en médico y de hospital en hospital hasta que se ha descubierto que los responsables del malestar de esa eran los citados frutos secos.

El origen de los hechos

Un mes hay que remontarse en el tiempo para encontrar el punto de partida de esta historia, que debe servir a los padres para tomar conciencia de lo peligrosos que pueden ser determinados alimentos. En concreto, fue el pasado día 27 de enero cuando Laura se encontraba comiendo cacahuetes en compañía de su padre y, de pronto, se atragantó.

Rápidamente el adulto actuó y parece ser que todo quedó en un susto. Tanto ese como su mamá le preguntaron que si había conseguido echar fuera los frutos secos y ella contestó que sí. De ahí que quedaran tranquilos.

La pequeña sigue encontrándose mal

Sin embargo, al día siguiente de lo sucedido, los progenitores se dieron cuenta que su hija respiraba mal y al hacerlo se le podía oír una especie de silbido en su interior. Por eso, de manera inmediata, la llevaron al hospital y la médico que la atendió dijo que se trataba de una bronquitis. Larissa le explicó que hacía 24 horas se había atragantado con unos cacahuetes, pero la doctora no le dio más importancia ni ordenó nuevas pruebas. Le vino a decir algo así como que era bronquitis y punto.

Bebé a punto de fallecer por culpa de ¡dos cacahuetes!

Se marcharon a casa, pero la madre sabía que algo pasaba. Por eso, la llevaron a otros hospitales, pero los doctores seguían empeñados en que nada tenía que ver con los frutos secos. Una posición que mantuvieron sin ni siquiera hacerle más pruebas y eso que incluso tuvo que ser ingresada porque presentaba serias dificultades para respirar.

Bebé a punto de fallecer y se resuelve el misterio

Todo se complicó el pasado día 13 de febrero cuando la bebé empeoró seriamente, casi no podía respirar y sus padres se temieron que no pudieran llegar a tiempo al hospital. No obstante, lo lograron y la pequeña fue atendida de urgencia.

La doctora que la atendió escuchó a la madre sobre lo que había sucedido con los frutos secos. Esta información, unida a que la pequeña llevaba 17 días sin mejorar y habiendo pasado por seis hospitales diferentes, hizo que apostara por hacerle una prueba que les permitiría saldar todas las dudas. La sometieron a una broncoscopia.

Un total de dos horas duró esa prueba y la misma vino a certificar con resultados que Laura estaba en lo cierto. Los responsables de todo lo que le había estado sucediendo a su hija es que dos cacahuetes se le habían quedado alojados en el pulmón.

Bebé a punto de fallecer por culpa de ¡dos cacahuetes!

Viral

La historia de Laura se ha convertido rápidamente en viral por muchos motivos: por la inoperancia de ciertos médicos, por la insistencia de su madre y porque su caso es realmente peculiar, ya que los doctores que la salvaron no saben cómo pudo estar tantos días con esos frutos en el mencionado órgano.

Su madre no ha dudado en compartir su historia a través de su perfil en la red social Facebook. Ha querido contar su caso tanto para agradecer su trabajo a los profesionales sanitarios que la escucharon y descubrieron lo que estaba ocurriendo como para alertar. Sí, para avisar a los padres de hijos pequeños de lo peligrosos que son los cacahuetes. En concreto, todo eso lo ha hecho con un mensaje que acaba así:

“El domingo fue dada de alta mi hija y hoy gracias a Dios todo ha terminado. Sólo tengo que agradecer muchísimo al hospital de la Unam y al Samaritano que salvaran la vida de mi hija. La doctora Fátima fue el ángel que el señor nos mandó (…) Hice este texto para que todas las mamás estén atentas al maní y a las palomitas. No dejen comerlos a menores de 5 años, pues pueden dar lugar a situaciones muy graves”.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias