Noticias

Oasis, el invento de un niño para evitar que bebés olvidados en el coche puedan morir

Oasis, el invento de un niño para evitar que bebés olvidados en el coche puedan morir
oasis-1
0 Comentar

En más de una ocasión, os hemos dado cuenta de casos de pequeños que han sufrido serios daños o que incluso han fallecido al ser olvidados en el coche. Pues bien, precisamente ahora ha surgido un invento que espera acabar con esas situaciones. Se trata de un gadget llamado Oasis, que ha sido inventado por un niño.

Sigue leyendo y conocerás todos los datos de tan curioso creativo y artilugio.

El autor

Bishop Curry V. Este es el nombre del pequeño de diez años y residente en Texas que es protagonista de la actualidad. Y todo por haber desarrollado un dispositivo con el que espera evitar que más bebés sufran graves cuadros de hipotermia o de deshidratación e incluso que fallezcan porque han sido olvidados en el coche por sus familiares.

No obstante, este es únicamente su última creación, ya que desde temprana edad ha manifestado una gran capacidad para darle forma a todo tipo de artilugios. De ahí que ya haya creado desde una catapulta casera hasta incluso un cañón de ping-pong.

Eso sin olvidar que, de la misma forma, también se encuentra pensando cómo se puede conseguir derretir la nieve del asfalto de las carreteras sin necesidad de tener que recurrir al empleo de la sal.

Oasis, el invento de un niño para evitar que bebés olvidados en el coche puedan morir

El origen de todo

Hace un tiempo atrás sucedió que en la población vecina a donde vive el menor un bebé murió a consecuencia de que había sido olvidado en el interior del vehículo, lo que supuso que sufriera un golpe de calor.

Esa noticia impactó tanto en Bishop que, a pesar de su corta edad, se puso a pensar cómo se podría acabar con situaciones tan dramáticas como esa. Pensó, pensó y, al final, dio con un artilugio que ahora te vamos a presentar.

Oasis

Oasis es el nombre que este niño le ha dado a su invento en pro de evitar más daños y muertes en bebés que son dejados en el coche.

Viene a ser básicamente un dispositivo que se coloca en la parte superior de la sillita del bebé. Un gadget que, a partir de su instalación, ofrece los siguientes servicios o funciones:

  • Si detecta que el pequeño ha sido olvidado dentro del automóvil empieza a expulsar aire frío de manera suave, para evitar que pueda experimentar un golpe de calor.
  • De la misma manera, no duda en alertar tanto a los padres de la criatura como a las autoridades de que se ha producido ese olvido que puede ser mortal.

Oasis, el invento de un niño para evitar que bebés olvidados en el coche puedan morir

Otros datos de interés

Además de todo lo expuesto sobre este artilugio, que pretende salvar vidas de bebés, hay que destacar otra serie de datos realmente interesantes, como son estos:

  • Bishop Curry V comenzó a trabajar en hacerlo realidad a partir de un prototipo inicial en arcilla.
  • El pequeño ya ha presentado su iniciativa en el Centro de Prevención de Lesiones Infantiles. Allí lo ha dado a conocer a distintos fabricantes de asientos para coches. Es más, incluso se ha entrevistado con directivos de Toyota para ponerles sobre la mesa su creación.
  • Su padre se ha convertido en su primer valedor. Por eso, no únicamente se encarga de ayudarle a nivel técnico, sino que, del mismo modo, procede a respaldarle en todo el procedimiento para poder darle forma y convertirlo en un proyecto real.

Campaña de recogida de dinero

Para que Oasis se convierta en un dispositivo físico que pueda usar cualquier padre o madre que viaja en el automóvil con su bebé se necesita dinero. En concreto, es fundamental contar con una cuantía de unos 20.000 dólares para tener la patente formal y comenzar su construcción.

La familia del inventor no tiene ese dinero. Sin embargo, el padre está dispuesto a conseguirlo. De ahí que hayan decidido poner en marcha una campaña online a través de GoFundMe. Así, a través de esta plataforma web, cualquier persona que lo desee puede realizarles una aportación por pequeña que sea y así convertir en realidad el invento del niño.

Por el momento, en poco más de 20 días, han conseguido recaudar la friolera de 15.178 dólares, mediante la donación de unas 499 personas. Habrá que esperar para ver si finalmente alcanzan su objetivo final y así empiezan a trabajar en pro de Oasis, más aún, en pro de salvar vidas de muchos bebés.

¿Qué te parece esta iniciativa de un pequeño de únicamente diez años de edad?

Síguenos en Facebook y estarás al día de todo lo acontece y llega al mercado en relación a la seguridad de los más pequeños de la casa.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias