Embarazo

Cómo correr durante el embarazo

0 Comentar

Salvo que el médico diga lo contrario, practicar ejercicio durante el embarazo es una acción importante y básica para que la gestante esté en forma, lleve lo mejor posible la gestación e incluso pueda contar con mejores condiciones físicas para afrontar el parto llegado el momento. Por eso, se recomienda que salga a caminar media hora al día, que haga Yoga o Pilates, que practique natación…Cada mujer debe elegir la disciplina que más le gusta y eso supone que también estén las que prefieran salir a correr, para así poder continuar con la actividad física que han venido acometiendo antes de quedarse en estado.

Si ese último caso es el tuyo, que eres runner y ahora has descubierto que estás esperando un bebé., es importante que tengas en cuenta una serie de recomendaciones respecto a cómo correr durante los nueve meses que tienes por delante para evitar riesgos innecesarios:

1-Consulta al médico

El primer consejo que debes seguir es el de comunicar a tu médico que quieres seguir saliendo a correr aunque estás en estado. De esta manera, lo que lograrás es que ese analice realmente tu situación y en base a los resultados que obtenga, realizando pruebas sanguíneas o viendo si tienes o no un embarazo de riesgo, te permita saber si puedes llevar a cabo o no esa intención de seguir con el running.

2-Cuidado durante el primer trimestre

De la misma manera, es importante que seas bastante cauta con la práctica de dicha disciplina deportiva durante lo que es el primer trimestre del periodo de gestación. Y es que como bien sabrás es durante esa primera etapa donde no sólo se suelen sufrir más síntomas incómodos, como náuseas y vómitos, sino donde también hay más riesgos de que se produzca un aborto.

Por ambos motivos y siempre siguiendo las indicaciones de tu doctor, realiza ejercicio pero con mucha cautela y “oyendo” en todo momento a tu cuerpo.

3-Moderación

Por supuesto, aunque es bueno practicar deporte durante el embarazo, también hay que ser consciente de que estamos haciendo referencia a realizar ejercicio pero sin cometer excesos de ningún tipo. Ahora que te encuentras esperando un bebé tienes que pensar que este es lo primero así que una cosa es que salgas a correr y otra que intentes alcanzar las metas de cuando no estabas embarazada.

Con esto a lo que nos referimos es a que no debes llevar tu cuerpo al límite ni realizar sobreesfuerzos porque eso sería perjudicial tanto para ti como para tu hijo. Así que nada de correr hasta que llegues al agotamiento más extremo y pongas tu organismo en peligro.

runner-2

4-Ropa y calzado

Otra de las recomendaciones más importantes que debes seguir a la hora de salir a correr durante el embarazo es que elijas muy bien la ropa y el calzado que vas a llevar, no sólo en pro de que puedas practicar ejercicio de una manera cómoda sino también para que no puedas sufrir ningún tipo de daño que ponga en riesgo tu salud y, por tanto, la de tu bebé.

En concreto, a lo que nos referimos es a que vistas prendas deportivas apropiadas para la temporada en la que te encuentres, que te otorguen la mayor comodidad posible, que no te aprieten, lleva pantalones con cintura elástica para ajustarse al volumen de tu vientre, ponte sujetadores que te ofrezcan sujeción en pro de que tu pecho no se lastime…Y en lo que respecta al calzado, ponte zapatillas que se ajusten bien al pie y que tengan suelas que reduzcan el impacto en las rodillas y que se adhieran bien a la superficie para evitar caídas.

5-Hidratación

Ni que decir tiene que es fundamental que tanto antes como durante y después de correr debes beber mucha agua para evitar deshidratarte. Y es que si se produce falta de hidratación te marearás, te caerás y podrás no sólo hacerte daño a ti misma sino al bebé. Eso sin olvidar que llegar a ese punto puede generarte además fallos en el organismo realmente peligrosos.

Cómo correr durante el embarazo

6-Nunca salgas a correr sola

Por supuesto, a todo lo expuesto hay que añadir que es especialmente importante que no salgas a correr sola. Lo puedes hacer en compañía de un amigo o de tu pareja, pero no en solitario. ¿Por qué? Porque puedes caerte, marearte o sufrir cualquier contratiempo y si vas a correr con alguien, este podrá auxiliarte y ayudarte en todo momento. Ten en cuenta que el embarazo y sus síntomas pueden hacerte sentir mal en cualquier instante y es mejor que tengas a algún ser querido al lado para que sepa qué hacer.

Sigue estas recomendaciones y podrás correr durante el embarazo para mantenerte en forma. Así afrontarás mejor el periodo de gestación, tendrás una salud fortalecida, te prepararás para el momento del parto y permitirás que tu bebé crezca sano y fuerte en tu interior.

Noticias relacionadas

Categorías

Últimas noticias